Manuel Zelaya propone plan de reconciliación nacional en Honduras

´Hemos presentado un plan de reconciliación nacional para que Honduras pueda restituir todos los derechos que en aquella ocasión (golpe de Estado) fueron violados´, anunció.
Foto: EFE
El ex presidente hondureño Manuel Zelaya anunció hoy en Managua la presentación de un "plan de reconciliación" para normalizar la situación en Honduras, incluido el reconocimiento internacional del actual mandatario, Porfirio Lobo.

"Hemos presentado un plan de reconciliación nacional para que Honduras pueda restituir todos los derechos que en aquella ocasión (golpe de Estado de junio de 2009) fueron violados y que Honduras también sea aceptada en la comunidad internacional", anunció Zelaya en rueda de prensa acompañado por el presidente nicaragüense, Daniel Ortega.

El plan, según dijo Ortega, contempla el regreso "con todas las garantías" de Zelaya a Honduras, incluso para desarrollar actividades políticas; el otorgamiento de una personalidad jurídica a la resistencia hondureña, y el respeto de los derechos humanos en ese país.

Zelaya, quien llegó hoy a Managua, afirmó que la propuesta, que ya ha sido presentada al presidente de Ecuador, Rafael Correa, y ahora a Ortega, busca el regreso de "la paz, normalidad y tranquilidad" a Honduras.

También pidió a los presidentes centroamericanos y de República Dominicana, que forman el Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), que "sean los más cercanos emisarios para buscar ese plan de reconciliación en la Organización de Estados Americanos (OEA)", donde sugirió que sea discutida la propuesta.

La OEA mantiene suspendida a Honduras desde julio del año pasado, días después del golpe contra Zelaya, y gran parte de sus miembros no reconocen al Gobierno de Lobo por considerar que surgió de unas elecciones celebradas en un marco de ruptura del orden constitucional.

El Gobierno de Lobo tampoco ha normalizado su situación con el SICA ya que es reconocido por todos los países de Centroamérica pero no por Nicaragua.

El mandatario sandinista anunció que pedirá a Lobo que vaya "abriendo de manera soberana esos espacios", en alusión a los puntos propuestos en el plan, "fuera de toda actitud intervencionista".

"Esta propuesta la vamos a compartir y en su momento la vamos a llevar a los organismos regionales y en particular a la OEA para ver la posibilidad de que se puedan ir abriendo esos espacios", señaló Ortega, quien, según dijo, ya ha puesto al tanto del plan también a su colega guatemalteco, Álvaro Colom.

Consideró como básico el retorno de Zelaya y su familia a Honduras "sin ser perseguido, sin que se le levanten juicios y que pueda desarrollar sus actividades políticas y sociales con todas las garantías del caso".

También el otorgamiento de la personalidad jurídica a la resistencia hondureña que apoyó a Zelaya tras su derrocamiento en junio de 2009 "para que puedan participar en procesos políticos" y el respeto a los derechos humanos en ese país.

EFE