"Estoy dispuesta a dejar este trabajo antes de lo que pretendía a fin de hacer lo que es mejor para el país y para nuestro partido", declaró Theresa May. | Fuente: EFE

La primera ministra británica, la conservadora Theresa May, ofreció este miércoles a sus diputados dimitir del cargo al que hasta ahora se ha aferrado a cambio de que apoyen su acuerdo para la salida de la Unión Europea, rechazado en dos ocasiones por el Parlamento.

Theresa May dio un discurso ante su grupo parlamentario, conocido como comité 1922, mientras la Cámara de los Comunes debatía varias vías alternativas en el proceso de "brexit" que se votarán a última hora de este miércoles.

En la reunión con sus colegas, la líder conservadora, que el año pasado superó una moción de censura interna y otra de la oposición en el Parlamento, se jugó su última carta para lograr que el sector crítico, especialmente los euroescépticos, respalde el tratado ratificado el pasado 25 de noviembre por los Veintisiete.

Según los extractos difundidos por el Gobierno, Theresa May ha prometido "que no obstaculizará el camino" para que su partido elija a un nuevo líder antes de que se inicie con Bruselas la segunda fase de las negociaciones para la salida del bloque, relativas a la futura relación comercial bilateral.

De acuerdo con el comunicado, May ha reconocido que sus diputados desean "un nuevo enfoque, un nuevo liderazgo en la segunda fase de las negociaciones del 'brexit'", y ella no se opondrá a ello. "Estoy dispuesta a dejar este trabajo antes de lo que pretendía a fin de hacer lo que es mejor para el país y para nuestro partido", ha declarado a sus colegas.

A cambio, ha pedido a sus parlamentarios, hasta ahora profundamente divididos sobre el proceso de salida de la UE, hasta el punto de boicotear sus planes, que secunden el texto que negoció con la Comisión Europea, que fue rechazado en dos ocasiones previas, el 15 de enero y el 12 de marzo.

"Pido a todo el mundo en esta sala que apoye el acuerdo para que podamos completar nuestro deber histórico, cumplir la decisión del pueblo británico y dejar la Unión Europea de forma suave y ordenada", afirmó.

Previamente, al salir de la reunión del grupo en una sala adjunta del Parlamento, el diputado conservador James Cartlidge adelantó que la mandataria había asegurado "que no permanecerá en su puesto para la siguiente fase de la negociación". Con esta oferta de dimisión, destinada a aplacar al sector más euroescéptico, May confía en que su tratado pueda ser finalmente aprobado, quizás esta misma semana.

(Con información de EFE)


¿Qué opinas?