Piñera desata tormenta política con denuncia de fraude en elecciones de Chile

La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, y el Servicio Electoral rechazaron las acusaciones de fraude señaladas por el candidato Sebastián Piñera.

CHILE-PERU-HAGUE-BORDER-PINERA
El candidato de Chile Vamos, Sebastián Piñera, se enfrenta en segunda vuelta al candidato oficialista Alejandro Guillier | Fuente: AFP | Fotógrafo:

El candidato de Chile Vamos (derecha), Sebastián Piñera, denunció la existencia de "votos previamente marcados" en la primera vuelta de las elecciones en Chile el 19 de noviembre pasado. Sus declaraciones desataron una gran polémica cargada de críticas de la presidenta Michelle Bachelet y el Servicio Electoral.

"Lo que yo vi el día de la elección, y lo mostraron todos los canales de televisión y todas las radios, es que a mucha gente le pasaban un voto que ya estaba marcado en favor de Guillier o de Sánchez", dijo Piñera en una entrevista radial. De acuerdo a su versión, los votantes recibieron papeletas marcadas a favor del candidato oficialista Alejandro Guillier y de la izquierdista Beatriz Sánchez.

La denuncia

"Las denuncias fueron planteadas por ciudadanos y reproducidas por los medios de comunicación y, por lo tanto, todo el que quiera tener los antecedentes (datos), son públicos", contó. El exmandatario aseguró que no le gusta poner en duda el sistema electoral chileno y exoneró al Servicio Electoral de cualquier responsabilidad en este supuesto fraude.

"Usted vio que muchos votos en la mesa estaban marcados previamente y lo vimos todos el día de la elección y estaban marcados por Guillier y por Sánchez, no por nosotros", insistió durante la entrevista.

Respuesta presidencial

La respuesta de la presidenta Michelle Bachelet a las denuncias del candidato de Chile Vamos fue inmediata. "Chile tiene un prestigio internacional por sus elecciones correctas y transparentes. Seamos responsables y no desacreditemos nuestras instituciones democráticas", escribió la jefa de Estado en su cuenta de Twitter.

Patricio Santamaría, presidente del consejo directivo del Servicio Electoral (Servel), el organismo autónomo encargado de velar por la transparencia de los comicios, salió a defenderse. "Lo que se está haciendo no es acusar al Servel, lo que se está haciendo es imputarle irregularidades a más de 200.000 chilenos y chilenas que actuaron como vocales en las mesas", sostuvo Santamaría.

Las medidas

Ante las críticas, Piñera dijo después de la entrevista que siempre ha sido muy responsable en sus afirmaciones. Además anunció que la coalición que le apoya, integrada por cuatro partidos de derechas, desplegará militantes por las mesas de votación para fiscalizar el recuento el día 17.

"En esta segunda vuelta vamos a hacer un enorme esfuerzo para tener la mayor cantidad de apoderados posibles para que la elección sea como todos queremos, limpia y transparente, y podamos defender mejor nuestros votos", dijo. (Con información de Efe)