Fotografía referencial
La menor dio a luz por primera vez a los 13 años, cuando su pareja tenía 26. | Fuente: Flickr

Un hombre de iniciales C.B ha sido detenido en Valladolid, España, por el delito de abuso sexual en contra de menores, en relación a su pareja, una adolescente de 14 años que acaba de dar a luz a una bebé el pasado 17 de enero, y que tiene otra hija que nació a principios del 2019.

El Grupo de Menores de la Policía Nacional de España recibió una llama desde el Hospital Río Hotega de Valladolid, el pasado viernes alrededor de las 9:30: una menor de edad no identificada acababa de dar a luz a una niña.

La hospitalización de la adolescente no fue sencilla, puesto que en un inicio mintió y aseguró que tenía 18 años, no obstante, una vez que el Cuerpo Nacional de la Policía corroboró sus datos, verificaron que ni su nombre ni su fecha de nacimiento eran correctos.

La joven tenía 14 años y ese era su segundo hijo, pues con solo 13 años dio a luz a un niño. A pesar de que intentó hacerse pasar por su hermana, no lo logró, por lo que los Servicios Sociales se presentaron para hacerse cargo del bebé.

Esta vez, la joven acudió acompañada de su madre y del hombre que manifestó ser el padre de la recién nacida. Sin embargo, una vez en el hospital, los investigadores constataron que el joven tenía varias detenciones y que la madre de la adolescente también tenía una orden de detención. En este escenario, los Servicios Sociales comunicaron que se harían cargo de la segunda bebé.

LA PAREJA HUYE

Cuando la madre de la adolescente logró pagar su fianza, se presentó en la habitación de hospital de la adolescente, para comprobar que tanto su hija como el hombre de 27 años que dice ser su pareja se habían ido del lugar. Dejaron a la bebé en la Unidad de Neonatos, en donde se encontraba siendo vigilada por el personal médico.

Cuando el hombre de 27 años se presentó en la sede de los Servicios Sociales para reclamar a su hija, el pasado jueves, el Juzgado de Instrucción Número 2 ya había ordenado su detención por la supuesta comisión del delito de abuso sexual en agravio de una menor, la madre de los bebés.

Fue detenido y puesto la disposición del Juzgado de Guardia, que esa misma tarde dictó su puesta en libertad. Sin embargo, la recién nacida no podrá vivir con sus padres biológicos, por lo que será entregada a una familia de acogida.