Grecia establece  cuarentena para viajeros
Grecia establece cuarentena para viajeros | Fuente: EFE

Grecia endureció desde este viernes las restricciones de entrada aérea al país y obligará a todos los pasajeros que lleguen en avión a someterse a una cuarentena de siete días.

Según anunció la Aviación Civil griega, la disposición que alarga la cuarentena de los viajeros en avión de tres a siete días estará vigente hasta el jueves 21 de enero.

Esta medida afecta tanto a ciudadanos de la Unión Europea (UE) como extracomunitarios, quienes deberán permanecer una semana en su hogar o residencia temporal antes de poder moverse libremente.

Si su estancia es menor de siete días deberán estar en cuarentena todo el tiempo que pasen en Grecia.

Además, los ciudadanos que procedan del Reino Unido tendrán que realizarse una nueva PCR al finalizar la semana de cuarentena y, si dan positivo, alargar el aislamiento durante otra semana.

El resto de medidas para los viajeros en avión que ya estaban en vigor, como el PCR obligatorio 72 horas antes de entrar al país o la suspensión de los vuelos desde y a Cataluña, en España, y Turquía, se prorrogan hasta el 21 enero.

Se mantiene la prohibición de entrada al país de ciudadanos no europeos, con la excepción de los procedentes de Singapur, Australia, Japón, Nueva Zelanda, Ruanda, Corea del Sur, Tailandia y los Emiratos Árabes Unidos.

Se extiende igualmente el permiso de entrada a Grecia de un número limitado de viajeros procedentes de Israel y Rusia, 10 000 y 500 por semana respectivamente, aunque los residentes permanentes en Rusia sólo podrán aterrizar en los aeropuertos de Atenas, Salónica y Heraclión.

Los vuelos procedentes de Albania y Macedonia del Norte podrán aterrizar sólo en el aeropuerto internacional de Atenas.

Asimismo, se prorroga la restricción a los vuelos domésticos, permitidos solo para "viajes esenciales", que incluyen motivos de salud, laborales, reunificación familiar o el regreso al domicilio habitual.

El endurecimiento de las medidas de entrada al país, llega en una semana en la que Grecia ha vuelto a cerrar lo poco que había abierto antes de Navidad: peluquerías y librerías, así como la recogida en tienda de artículos comprados por internet.

A la espera de ver cómo afectan las festividades a las cifras de contagios, este confinamiento estricto busca allanar el camino a la reapertura de las escuelas el próximo 11 de enero.

Según los últimos datos, desde que se localizó el primer caso de COVID-19 en Grecia el pasado 25 febrero, se han confirmado 142 777 contagios y 5 146 muertes.

EFE