COVID-19 en México
El personal de salud realiza una prueba para la COVID-19 en el Hospital General de Tijuana, México. | Fuente: AFP | Fotógrafo: GUILLERMO ARIAS

El gobierno de México hizo este viernes un llamado a médicos generales y especialistas, mayores de 60 años, a que se sumen al sistema de salud mexicano en hospitales que no atiendan a pacientes con nuevo coronavirus para así paliar la carencia de galenos en hospitales públicos.

"Debemos estar completos ante incremento de casos (de coronavirus)", detalló el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, durante su conferencia mañanera.

Explicó que esto responde a un plan de prevención debido a que, de acuerdo a las proyecciones de especialistas, será en los primeros días del mes de mayo cuando se crezca el número de hospitalizados e ingresados en terapia intensiva "y se van a requerir más médicos para atenderlos".

Detalló, sin embargo, que los médicos mayores de 60 años que se sumen al sistema de salud "estarán protegidos" pues trabajarían en hospitales donde se atienden otros padecimientos, "no COVID-19", siempre y cuando no tengan una enfermedad "que no sean hipertensos, que no tengan obesidad, diabetes".

Indicó que la idea es que apoyen durante un mes, entre el 23 de abril y el 23 de mayo, el mismo periodo que dura el acuerdo del gobierno con los hospitales privados.

Incentivos económicos

Además, explicó que como incentivo se les dará una compensación del 30 % sobre su salario, porque muchos ya trabajan en el sistema de salud, sin embargo, debido a las restricciones por la COVID-19 se han tenido que retirar a sus casas como medida de prevención.

Dijo que, de acuerdo con una evaluación, se estima que unos 40.000 doctores y enfermeras están en el grupo de 60 a 65 años.

Sin embargo, solo la mitad están completamente sanos "por lo que podríamos contar con 20.000 profesionales de la salud" para esta causa.

Aclaró que actualmente no se tienen problemas de saturación de hospitales debido al coronavirus "ahora no hay problemas, incluso tenemos personal de más en estos momentos" pero se está preparando hacia adelante "porque no queremos dejar de atender a ningún enfermo".

México registra oficialmente 6.297 casos confirmados de COVID-19 con 486 fallecimientos.

El llamado se hace en medio de las denuncias de decenas de médicos mexicanos quienes han sido agredidos desde finales de marzo, cuando se intensificaron las medidas contra el coronavirus y aumentaron los casos, por parte de ciudadanos que los acusan de ser un peligro de infección.

(Con información de EFE)