Buscar
RPP Noticias
Estás escuchando En vivo
 
00:00 / 00:00
Lima
89.7 FM /730 AM
Arequipa
102.3 FM / 1170 AM
Chiclayo
96.7 FM / 870 AM
Huancayo
97.3 FM / 1140 AM
Trujillo
90.9 FM / 790 AM
Piura
103.3 FM / 920 AM
Cusco
93.3 FM
Cajamarca
100.7 FM / 1130 AM
La informacion mas relevante de la actuaidad al momento
Actualizado hace 0 minutos
Perú Debate
EP14 | T6 | Educación inclusiva
EP 14 • 31:05
Las cosas como son
El primer ministro desacredita el Poder Judicial
EP 436 • 02:10
El Club de la Green Card
Orden de no volver por 10 años a Estados Unidos: Conoce la historia de Ana
EP 56 • 02:24

Vivo por el Rock 5: festival nacional superó las expectativas

El festival peruano llenó el Estadio Nacional y congresó a bandas locales e internacionales frente a una importante masa de público.

Cuando se empezaron a hacer los festivales Vivo por el Rock, muchos pensaron que el recurso de reunir a una gran cantidad de bandas en un mismo cartel, en dos escenarios podría llegar a saturar al público; sin embargo, lo que demostró esta quinta edición es que el rock peruano, sumado a grupo internacionales, tiene un masivo público capaz de llenar el Estadio Nacional para hacer sentir su grito de guerra.

Desde la 1:00 de la tarde, gran cantidad de muchachos se dieron cita en el primer coloso deportivo del país para escuchar al cartel de bandas nacionales que arrancó con el grupo ska hardcore Asmereir, que volvía a presentarse en un escenario tras muchos meses de silencio musical.

Continuaron en el cartel grupos como Los Mojarras, Difonía, Zen, Río, Leuzemia, y otro gran regreso a la escena local, la banda de punk melódico Futuro Incierto volvía a reencontrarse con su fiel público tras un tiempo fuera de los escenarios.

La tarde avanzaba, y el estadio empezó a llenarse, haciendo casi imposible movilizarse entre el importante tumulto de fanáticos que esperaban por sus bandas favoritas para saltar, cantar o poguear en círculos de gente distribuídos improvisadamente por todo el campo.

Leuzemia, Amén, Libido y Mar de Copas fueron los grupos que cerraron la cartera local, para luego dar paso a los espectáculos internacionales, que arrancaron con el grupo colombiano Don Tetto, que demostró que aún conserva una importante legión de fanáticos en nuestro país.

A menos de un año de su primera llegada, la californiana banda de new metal P.O.D. (Payable on a Death) volvió a nuestra capital y expresó su mensaje de amor y cristiandad acompañado de pesados ritmos. El público, a pesar de lo extenuante de jornada respondió de sobremanera y la banda se despidió con un selfie junto a sus fanáticos.

La mixtura de géneros fue otra de las caracteristicas en este festival, y así lo hicieron saber Los Auténticos Decadentes que ofrecieron un esperado show lanzando sólidas descargas de ska y pachanga que pusieron a saltar al respetable. Se fueron ovacionados por el público.

En el escenario alterno, Panda hizo lo suyo inmediatamente después de los argentinos, recordándole lo mejor de su adolescencia a muchos jóvenes de base 2 y reencontrándose con sus leales fans adolescentes amantes del desamor. La banda mexicana dijo sentirse nuevamente como en casa y agradeció la entrega del público.

Otro punto a resaltar fue el nivel de producción, con dos imponentes escenarios, un envidiable sistema de luces y dos pantallas gigantes que mostraban hasta el más mínimo detalle de lo que pasaba en el campo o escenario. Los drones también fueron la atracción con impresionantes tomas aéreas.

Pese a ser un grupo que se popularizó en una época que más del 70% de los asistentes no vivió, Vilma Palma e Vampiros fue recibido entre gritos y ovaciones de un público que demostró que el rock argentino mantiene sólidos recuerdos (sin mencionar que las radios ayudan mucho hasta la actualidad con su constante rotación).

La parte final del show estuvo a cargo de los españoles de Mago de Oz que volvían a nuestro país deleitando con su potente folk metal. Otro grupo que regresó a menos de un año de estar aquí, fue La Ley, quienes dejaron gratos recuerdos de su última presentación en la Feria del Hogar de 2014 y revivieron toda esa oleada de rock latinoamericano que sonó fuerte en MTV a principios de los dosmiles.

La irreverencia y el desenfreno cerró la noche con otros que son caseritos de nuestro país, la banda Molotov regresó a Lima a poco más de un mes de su última presentación y puso a saltar a toda la banda con sus potentes y pegajosos temas de protesta.

Sin duda, el espectáculo tuvo un gran nivel técnico y de producción que vale destacar, no solo por tratarse de un evento nacional, sino por su creciente acogida y prometedora marca registrada. Los amantes del rock peruano solo deberán esperar hasta el próximo año para ver que novedades traerá el Vivo por el Rock 6. Solo una sugerencia del redactor: alternar horarios entre bandas nacionales y extranjeras seria un punto a favor para nuestros talentos locales.

Rob Reyna (@rob_core)

Tags

Lo último en Conciertos

Lo más leído

Suscribirte al boletín de tus noticias preferidas

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Buzon
Al suscribirte, aceptas nuestras políticas de privacidad

Contenido promocionado

Taboola
SIGUIENTE NOTA