Vivo x el Rock: La nostalgia peruana frente a la experiencia sudamericana

El festival se consolida como el más exitoso del Perú frente a propuestas como el Estereopicnic (Colombia) y Cosquín Rock (Argentina), eventos más centrados en ofrecer una experiencia a sus asistentes.
Mario 'Pájaro' Gómez está al frente de Vilma Palma e Vampiros, banda recurrente en los carteles del del Vivo x el Rock. A pedido del público, claro está. | Fuente: Vivo x el Rock | Fotógrafo: Edgard Lescano Torres

El Perú es una cápsula del tiempo. Esta frase resume las preferencias del público del festival más exitoso del Perú, el Vivo x el Rock. Mago de Oz, Rata Blanca, Vilma Palma e Vampiros y Miguel Mateos son números fijos en la décima edición, aunque el productor general del evento intenta mantener un cartel más variado.

“No puedo dejar de lado a las bandas que un gran sector de público me pide, algunos las llaman repetitivas, pero sin ellas no se mueven [la gente]. Estoy tratando de no repetir bandas, midiendo la demanda”, confiesa César Ramos, quien este año ha apostado por artistas que nunca antes habían pisado el escenario de su festival como Juanes, Drake Bell, Allan Walker, entre otros; así como los nacionales La Lá, Gala Brie, Mundaka, Los Outsaiders, Alejandro y Maria Laura, etc. 

El fanatismo atascado en el pasado ─con bandas que alcanzaron su pico de popularidad hace más de una década─ se refleja en una vieja anécdota contada por el periodista argentino Roque Casciero, quien en diálogo con RPP Noticias recuerda que los integrantes de Los Pericos le contaron que hace algunos años terminaron en la carceleta de una comisaría peruana junto a los integrantes de Vilma Palma e Vampiros. "Fue por una estafa del promotor del evento. Al final, los soltaron después de que Vilma Palma cantó una de sus canciones más famosas", recuerda. Hasta la policía se deja llevar por la nostalgia musical.

PARALELOS REGIONALES

Brasil y Argentina son los países referentes en cuanto a cultura festivalera. En el país de la samba, el tradicional Rock in Rio 2017 estuvo liderado por Maroon 5, Bon Jovi, Guns N' Roses, The Who, Justin Timberlake y muchos más. La próxima edición se celebrará en 2019. 

En Argentina, la cuna latina de los festivales, existe una gran variedad de espectáculos masivos. Entre ellos, el Lollapalooza 2018 fue liderado por The Killers, Red Hot Chili Peppers y Pearl Jam. Duró dos días y tuvo una asistencia aproximada de 100 mil personas. Cosquín Rock tuvo un cartel nutrido de bandas argentinas con la presencia internacional de The Offspring, Creedence Clearwater Revisited y Residente. Incluso los nacionales de Uchpa pasaron por uno de sus escenarios.

El Estereopicnic, festival colombiano, apuesta por una experiencia completa: incluye juegos para niños y adultos, comida y diversas actividades que van más allá de la música. Similares experiencias se viven en los festivales antes mencionados. Son tres días seguidos y este año presentó a The Killers, Gorillaz, LCD Soundsystem, entre otros. Todas estas propuestas gozan de gran aceptación en la región e incluso reciben a extranjeros que no pueden ver a sus artistas favoritos en sus propios países.

Este año el Vivo x el Rock hace su apuesta más arriesgada en su décima edición. Serán dos fechas que se realizarán con una semana de diferencia y se mantendrá el formato de múltiples escenarios. César Ramos expresó su deseo integrar al público en una experiencia más allá de la música, que incluya talleres y actividades culturales. ¿En qué nivel se encuentra el Perú con respecto a los grandes festivales de Sudamérica?

Casciero, quien es subeditor de cultura en el diario “Página 12” y columnista en el portal “Silencio”, asegura que este fenómeno nostálgico en el Perú es raro. “En su país (Vilma Palma e Vampiros) provoca un nivel de fanatismo que acá [Argentina] no tiene. Son casi como un chiste, una cosa de nostalgia graciosa. Igual pasa con los Enanitos Verdes, que en la capital no suenan ni son multitudinarios. Tienen su público, obviamente, pero más en las provincias”, afirmó.

EN LA VARIEDAD ESTÁ EL GUSTO

Tras la revelación del ‘line-up’ del Vivo x el Rock 10, una enorme cantidad de público utilizó las redes sociales para criticar directamente a la marca por desligarse del género rock e incluir propuestas de música electrónica, pop, dancehall y hasta de género urbano. César Ramos responde con sus planes de crecimiento.

“La visión siempre ha sido masificarse un poco. Sé que hay un público purista que solo quiere rock, metal, punk... pero el festival tiene que evolucionar. No puedo quedarme estancado porque el festival tiene la aspiración de ser un referente a nivel Latinoamérica. Yo siento que aún no lo es”, sostuvo.

Roque Casciero, por su parte, no ve con malos ojos la mixtura de géneros en un evento musical masivo, incluso considera que es una costumbre muy propia de esta nueva generación. Aun así, celebra que los asistentes disfruten todo tipo de música a su manera.

 

El festival se ha establecido como un referente en nuestro país, pero su promotor cree que aún hay mucho hacer para ponerse a la par con otros festivales latinoamericanos. | Fuente: Facebook Vivo x el Rock

UNA MIRADA A LO NUESTRO

Lionel Igersheim es un francés que se enamoró del Perú hace 14 años y desde hace una década realiza anualmente el festival Selvámonos, que este 2018 celebra 10 años como una de las propuestas alternativas más interesantes del medio musical.

“Lo que prima para nosotros, como Selvámonos, es la experiencia integral del público. Realizarlo en Oxapampa es una oportunidad para conocer la zona y conectarse con la naturaleza. Además, los asistentes pueden disfrutar de ferias y encuentro culturales”, dijo en diálogo con RPP Noticias.

El festival no busca hacerle frente a grandes franquicias internacionales como Lollapalooza, Rock in Rio, entre otras; pues consideran que su propuesta es más autóctona, lo cual genera interés no solo en el público peruano sino también en los turistas.

“Para muchos turistas, Selvámonos les recuerda a los festivales alternativos en Europa. Nosotros buscamos ser un lugar donde el público pueda compartir. La variedad de la propuesta artística también va de acorde con la experiencia conjunta”, expresó.

Sepa más:
¿Qué opinas?