Cortes

El alcalde de la Municipalidad Distrital de Moro, Porfirio Villón Sotelo denunció que personas inescrupulosas están destruyendo los aproximadamente 100 Petroglifos ubicados en el poblado de Pocós, los cuales tienen una antigüedad de 3 mil años.

Dijo que este atentado contra el patrimonio cultural ocurre desde hace años atrás porque la zona de los Petroglifos, que son piedras grabadas, es también una cantera natural de arena y según los lugareños, empresas constructoras y personas particulares cavan enormes zanjas para extraer este material y comercializarlo.

Asimismo, la autoridad edil, manifestó que el área donde se ubican los Petroglifos de Pocós no está protegida, no tiene señalización y lo que es peor se está convirtiendo en unbotadero de basura.

Villón refirió que por esta razón han solicitado la intervención del Ministerio de Cultura de la región, sin embargo los representantes de esta institución aún no han respondido al informe que emitieron dando cuenta de lo que está sucediendo, a fin de impedir que los Petroglifos sigan siendo destruidos.

Por su parte, los arqueólogos Alexander Herrera y Carlos Ciriaco, consideraron también que se deben realizar acciones para evitar la destrucción total de las piedras grabadas que se encuentran en la zona.

Lea más noticias de la región Áncash