Continúa bloqueada la carretera Quillabamba-Santa Teresa que conduce hacia el complejo arqueológico de Machu Picchu. En el lugar, cientos de turistas optan por seguir su viaje a pie por las orillas del río Vilcanota, exponiendo sus vidas al peligro.

En el kilómetro 82, unos 500 metros de la vía colapsó por las fuertes lluvias y derrumbes que dificultaron el tránsito vehicular y peatonal desde la tarde del lunes. Asimismo, en el sector Colcamayo otro derrumbe perjudica la ruta.

Mientras tanto, la circulación peatonal y vehicular en la vía Ollantaytambo-Machu Picchu, se realiza con normalidad.

Finalmente, las autoridades locales indicaron que las turbulentas aguas del río Vilcanota amenazan con dañar los baños termales de Cocalmayo, por lo que las autoridades locales solicitan al gobierno regional el envío de maquinarias.

Lea más noticias de la región Cusco