RPP/ Juan Galv

El Frente de Defensa de los Intereses y Desarrollo de la provincia de Andahuaylas acatan a partir de este miércoles un paro indefinido exigiendo al Gobierno Regional de Apurímac la atención de un conjunto de reclamos.

Entre sus exigencias está la destitución de cuatro funcionarios de instituciones públicas acusados de corrupción e incapacidad de gestión.

Además, solicitan el cumplimiento de los derechos laborales y libertad sindical de los trabajadores de construcción civil.

De igual manera, piden el asfaltado de carreteras, la construcción del local del plantel Juan Espinoza Medrano y del colegio militar “Anquwayllo”; así como la declaratoria de emergencia del sector agrario.

Este miércoles, realizaron una gigantesca movilización por las calles y plazas de esta ciudad con la participación de diversas organizaciones sociales, padres de familia y estudiantes.

Las manifestación concluyó con un mitin en el parque Lampa de Oro.

Lea más noticias de la región Apurímac