Gobernador regional de La Libertad, Manuel Llempén Coronel.
El gobernador regional de La Libertad, Manuel Llempén Coronel, se sumó al pedido de renuncia del presidente Manuel Merino. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Difusión

Los gobernadores regionales de Puno, La Libertad, Cusco, San Martín y Piura exigieron la inmediata renuncia de Manuel Merino a la presidencia de la República, luego de que se conoció que dos jóvenes murieron durante las protestas en las calles de Lima.

"Desde el Gobierno Regional de Puno, exigimos la inmediata renuncia de Manuel Merino y todo el gabinete ministerial", dijo el gobernador regional de Puno, Agustín Luque Chaiña.

Agregó que se deben tomar "decisiones rápidas" para que el país no continúe enfrentado y se evite más muertes y heridos.

Por su parte, el gobernador regional de La Libertad, Manuel Llempén Coronel, dijo que Merino debe pedir perdón al pueblo peruano, a los familiares de los fallecidos y finalmente renunciar al cargo.

"Ojalá que en las próximas horas, con la decisión que debe tomar Manuel Merino renunciando al cargo junto a sus ministros, sea el inicio de un nuevo camino para vivir en democracia y darle la confianza a los jóvenes que buscan vivir en paz", dijo Llempén.

Desde Cusco, el gobernador, Jean Paul Benavente García, solicitó al partido Acción Popular exigir a Manuel Merino que renuncie de manera inmediata al cargo. Dijo que se debe elegir un nuevo presidente con marcada neutralidad para evitar más protestas con consecuencias fatales.

Mientras que el presidente de la Asamblea Nacional de Gobiernos Regionales y gobernador de Piura, Servando García, señaló que Merino es el responsable político de las muertes y heridos que dejaron las protestas.

"La mayoría de los gobernadores estamos en contra de lo ocurrido y por eso pedimos la renuncia del señor Merino", dijo García.

Ahora –agregó–, lo que corresponde es que el Congreso elija un nuevo presidente, conforme a la Constitución, para que el país salga de la crisis social, política, sanitaria y económica en la que se encuentra.

Otro gobernador regional que se sumó al pedido de renuncia, fue Pedro Bogarín Vargas titular de la región San Martín. Dijo que esta grave crisis de gobernabilidad se produjo por la ambición de poder de algunos congresistas.

“En vista de que la represión policial a la protesta ciudadana está ocasionando jóvenes mártires, exigimos la renuncia del presidente Manuel Merino”, destacó.

Los gobernadores regionales lamentaron la muerte de los dos jóvenes en las protestas y manifestaron sus condolencias a los familiares y amigos.