Muere sujeto que fue quemado vivo por ultrajar a 2 menores en Cusco

Una turba enardecida quemó vivo al adolescente de 17 años de edad por violar junto a su hermano, a dos menores y matar a una de ellas en la localidad de Pilcopata (Paucartambo).
Referencial

Esta madrugada murió el adolescente Edward Ojeda Robles de 17 años de edad, quien fue quemado vivo, el día de ayer, por una turba enardecida de pobladores del distrito de Pillcopata, provincia de Paucartambo en la región Cusco. Él fue acusado junto a su hermano, de ultrajar a dos menores de edad y luego asesinar a una de ellas.

Su cómplice y hermano, Abel Ojeda Ojeda Robles de 20 años de edad, se encuentra prófugo. Tras el incidente se internó en la selva del valle de Kosñipata en la provincia de Paucartambo, según refirió el Jefe de la Región Policial, Gastón Rodríguez.

Luego que la turba de pobladores lo desvistiera, golpeara y quemara, Edward Ojeda fue trasladado hasta el hospital Regional de Cusco, con quemaduras de 2do y 3er grado en todo el cuerpo, muriendo a  las pocas horas de ser trasladado.

Según fuentes del hospital, Ojeda ayer en la medianoche, al parecer motivado por el intenso dolor que padecía o problemas emocionales internos, habría intentado provocar un incendio con la estufa instalada cercana al lugar  de su cama.

Este hecho habría llegado a mayores, porque las enfermeras de turno se percataban de que empezaba a producirse humo en su habitación, por lo que informaron al Ministerio Público y la Policía Nacional.

El Ministerio Público intervino inmediatamente y certificó su deceso, levantó las actas correspondientes y tomó como pruebas para sus investigaciones medicamentos, la historia clínica y otros elementos que fueron hallados en dicho lugar.

Los efectivos de la División Policial con jurisdicción en la provincia de Paucartambo realizan la búsqueda del hermano prófugo, quien se habría llevado una carabina.
 
Por otro lado, las dos menores ultrajadas tienen 13 y 17 años de edad respectivamente y fueron violadas en una chacra. La menor de ellas fue asesinada cruelmente, la mayor junto con la población buscó hacer justicia, quemando al sujeto atado en un palo, en Kosñipata.

La Policía Nacional realiza las investigaciones con el fin de deslindar responsabilidades en este lamentable suceso.

Lea mas notas del Perú en la sección Nacional