Bajo conmovedores llantos, expresión de dolor y tristeza de familiares, amigos y autoridades fueron sepultados en la ciudad de Trujillo las víctimas del fatal accidente de tránsito que el último sábado enlutó a 33 familias con la volcadura de un ómnibus de la empresa de transportes Horna a un abismo de 200 metros en la carretera de penetración al ande liberteño.

Los restos mortales del docente de la Universidad Nacional de Trujillo, Eduardo Pajuelo Torres; de las enfermeras Lita Yuliana Mendoza Alfaro, Yasmin Azabache Martínez y Paola Mercado Díaz; del periodista José Ríos Reyes y su hija Flor Ríos Vargas; fueron sepultados en el cementerio Parque Eterno de Huanchaco.

Las víctimas recibieron el saludo póstumo de su respectivo colegio profesional, familiares y amigos, quienes destacaron su labor ante la sociedad liberteña.

Mientras que en la morgue del Hospital Regional de Trujillo, los restos de dos personas que perecieron en el accidente de Otuzco no son reconocidos por sus familiares.

Lea más noticias de la región La Libertad