El alcalde del distrito trujillano de La Esperanza, Daniel Marcelo, expresó su apoyo a la medida de implantar el toque de queda en su localidad para prevenir la delincuencia.

Dijo que ello ayudaría a prevenir los actos delincuenciales que afectan la imagen de ese distrito de más de 200 mil habitantes.

Precisó que en La Esperanza existen dos comisarías y solo 35 efectivos de la Policía Nacional, número insuficiente para la gran cantidad de pobladores.

Marcelo formuló estas declaraciones tras el inicio oficial del plan distrital de seguridad ciudadana que convoca a instituciones y la comunidad para erradicar la delincuencia.

Lea más noticias de la región La Libertad