Una enérgica protesta realizaron cientos de fabricantes de calzado del distrito El Porvenir, provincia liberteña de Trujillo, para exigir justicia por la muerte del empresario José Leoncio Izquierdo Acuña, asesinado por negarse a pagar cupos a una peligrosa banda de extorsionadores.

Los manifestantes llegaron hasta el frontis de la municipalidad provincial de Trujillo y dieron un plazo de 48 horas al jefe de la Diterpol-Norte, general César Gentille, para que capture a los responsables, caso contrario pedirán su inmediato cambio al Ministerio del Interior.

Los dirigentes señalaron que en el distrito El Porvenir existen alrededor de tres mil 500 fabricantes de calzado y que un 60 por ciento paga fuertes sumas, entre 10 mil a 30 mil soles, a delincuentes a fin de dejarlos trabajar tranquilos.

Los restos del infortunado empresario de calzado fueron sepultados en el cementerio Parque Eterno en Huanchaco.

Lea más noticias de la región La Libertad.