Cusco: Dirigentes de comunidad nativa acusan a TGP de contaminación por derrame de gas y piden una reparación civil

Los hechos denunciados ocurrieron en el 2016; sin embargo, aseguran que la sanción aplicada por la OEFA y la confirmación sobre una afectación medioambiental se conoció recientemente. TGP niega las acusaciones. 

Cusco
Dirigentes de comunidad nativa acusan a TGP de contaminación por derrame de gas y piden una reparación civil. | Fuente: Referencial RPP

Los pobladores de la comunidad nativa de Camaná, en el distrito de Megantoni, en la provincia cusqueña de La Convención, exigen que la empresa TGP entregue una reparación civil por presuntamente ocasionar daños al medio ambiente tras un derrame de gas en enero de 2016. Este territorio corresponde a la zona de donde se extrae el gas natural de Camisea.

Tras casi siete años de lo ocurrido, los pobladores respaldados en un documento emitido por el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) aseguran que sí hubo afectación y por ello solicitaron a la Presidencia del Consejo de Ministros intervenir para lograr el resarcimiento de los daños.

José Cruz, dirigente de la comunidad nativa de Camaná, se encuentra en Lima, y está a la espera de una respuesta a sus demandas.

"Hemos pedido al estado gbierno que nos apoye a exigir a la empresa que indeminice a la comunidad para solucionar el asunto... Vemos que ha muerto bastante pescado y nos han dañado la salud de las personas. Por eso hemos venido a Lima para poder reclamar a la empresa ... Porque anteriormente nos habían dicho que no había contaminación, era muy pequeño incidente y no había nada", señaló.

Resulta que el ducto que transporta gas natural de Camisea y atraviesa el territorio de la comunidad nativa de Camaná registró un derrame en el 2016 que terminó en el río Yoshiba y llegó hasta el bajo Urubamba lo cual afecta especies de peces que habitan el lugar, según Cruz.

El dirigente asegura que desde el derrame de gas, los peces ya no habitan la zona, lo cual genera afectación a la cadena económica de más de 150 familias que vivían de la comercialización del pescado.

Lo que los pobladores exigen como resarcimiento por daños ambientales es la ejecución de proyectos educativos, de salud y otros. Los comuneros y representantes de la empresa TGP sostendrán una nueva reunión el 6 de enero en Lima.

Además, aseguran que su materia energética para cocinar sus alimentos es la leña y no el gas, pese a que el gasoducto atraviesa su territorio. El balón de gas se cotiza en 120 soles en la comunidad de Camaná.

TGP niega acusaciones

 

Por su parte, Transportadora de Gas del Perú (TGP) rechazó las afirmaciones hechas por el dirigente de la comunidad de Camaná, en Cusco. Mediante un comunicado, la empresa negó afectaciones ambientales en la zona.

“TGP no ha generado ningún daño ambiental en la zona de la comunidad nativa de Camaná. El incidente del año 2016 ocurrió a la altura del KP 56 del Sistema de Transporte por Ductos (STD) de TGP, ubicado a 40 kilómetros de la comunidad”, se menciona en el documento.

La empresa manifestó que en 2018 llegaron a un acuerdo con la dirigencia de Camaná tras la entrega de proyectos sociales, chalupas y otros mediante un acuerdo extrajudicial, a pesar de no corresponderles el pago de una reparación. Aseguran que estos acuerdos fueron desconocidos por la nueva junta directiva de Camaná, quienes exigirían pagos en efectivo.

Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

- ‘Así de claro’: ¿Qué esfuerzos hacen las autoridades para erradicar la violencia contra la mujer en el Perú?

Sepa más: