El presidente de la República, Martín Vizcarra, arribó a Pataz en donde inauguró el puente Antonio Raimondi que permitirá la integración de los pobladores de La Libertad y Áncash.

El puente une los centros poblados de Uchos (Taurija) y Maraybamba (Sihuas). Tiene doble carril en una longitud de 150 metros y está ubicado a metros de donde estuvo el puente Santo Cristo II. Su peso supera las mil 500 toneladas. Su construcción demandó la inversión de 51 millones 500 mil soles del gobierno central.

Durante la ceremonia, realizada con la participación de autoridades locales y pobladores, Vizcarra señaló que su mandato se enfoca en construir puentes, como el Raimondi, que permitan conectar al Perú a través de más carreteras.

"Donde llega la carretera, llega el desarrollo, llega el doctor, llegan los servicios y eso es mejor nivel de vida para los ciudadanos", afirmó.

Más de 8 mil pobladores beneficiados

La construcción del puente Raimondi beneficiará a 8 mil 790 pobladores quienes podrán trasladarse caminando o en vehículos de La Libertad a Áncash en minutos. Las localidades a las que se accederá directamente son los distritos de Quiches (Sihuas), Taurija y Urpay (Pataz).

La obra fue parte de Programa Nacional de Puentes. Su ejecución fue anunciada durante el gobierno de Ollanta Humala Tasso, quien destacó la importancia de conectar ambas regiones para mejorar el comercio de las principales actividades de la zona como son la agricultura, ganadería y minería.

El puente Raimondi también posibilitará la intervención más activa de los programas de inclusión social del gobierno y el acceso vía terrestro a localidades más necesitadas de La Libertad y de Áncash.

¿Qué opinas?