Bajo el inclemente sol y portando carteles con mensajes de bienvenida, los habitantes del distrito de Víctor Larco esperan la llegada del papa Francisco luego de finalizada la gran misa en Huanchaco.

Moradores han colocado alfombras de flores y las calles por donde pasará el sumo pontífice luce abarrotada de personas. Seis imágenes han sido colocadas en la plaza de armas del distrito entre ellas el Señor de Huamán, patrón del distrito. Asimismo, 300 familias de damnificados han colocado carteles y banderolas para la recepción del vicario de Cristo.

La seguridad es extrema y miembros de la Guardia Suiza vigilan el lugar. Se ha programado que el papa Francisco recorra el perímetro de la plaza de armas para luego retornar a la avenida Larco, seguir por el jirón Pizarro y llegar al Arzobispado de Trujillo.

Sepa más:
¿Qué opinas?