El congresista Javier Valle Riestra, abogado del líder opositor venezolano Manuel Rosales, pidió a su defendido discreción y que se abstenga de formular declaraciones que puedan perjudicar su petición de asilo político en el Perú.

En declaraciones a la agencia EFE, dijo que Rosales debe "abstenerse de poner a prueba al Gobierno (peruano)", porque "no es lo más sagaz ni lo más sabio" ponerse a realizar pronunciamientos políticos.

Rosales, quien es procesado en Venezuela por corrupción, apareció el miércoles en público en Lima y lanzó duros ataques contra el presidente Hugo Chávez.


A través de un mensaje televisivo, calificó reiteradamente al mandatario venezolano de "cobarde" y "dictadorzuelo", al mando de un Gobierno "abusador que viola derechos humanos civiles y pisotea la Constitución de Venezuela".

Fue un errror

 

Por su parte, el legislador Luis Gonzales Posada consideró que las declaraciones de Rosales fueron un error que no debe repetirse mientras se lleva adelante el proceso de solicitud de asilo.

Consideró que las palabras de Rosales en contra del Gobierno venezolano posiblemente las realizó debido a su falta de experiencia.


En ese sentido, el parlamentario del Partido Aprista recordó que toda persona que solicita asilo debe ser muy respetuosa y "no realizar actos inamistosos con su país de procedencia ni agraviar a un jefe de Estado".

 

Exigencia peruana

 

Tras el mensaje del también alcalde de Maracaibo, el Gobierno peruano le exigió no usar al país como una plataforma política.

 

El ministro peruano de Relaciones Exteriores, José García Belaunde, llamó la atención a Rosales por haber emitido un pronunciamiento político e insultado a Chávez desde Lima.


"El Perú no puede ser utilizado como plataforma política por ningún extranjero, porque eso entonces violaría la naturaleza misma del refugio o asilo político que se pueda otorgar", advirtió el canciller durante un alto a la sesión del Consejo de Ministros que analizaba el pedido del político venezolano en Palacio de Gobierno.

 

García Belaunde recordó que el Perú es "hospitalario" y "respetuoso" del derecho internacional y las instituciones.

Rosales, líder del partido venezolano Un Nuevo Tiempo, afronta un proceso por corrupción en Venezuela, que él considera no ofrece garantías, por lo que decidió solicitar el martes asilo político en el Perú.