Activision Blizzard
La investigación en la compañía duró 2 años. | Fuente: Activision

Activision Blizzard, la compañía desarrolladora y editora de grandes videojuegos de la industria, ha sido denunciada oficialmente por el Departamento de Vivienda y Empleo Justo de California (DFEH) por su cultura laboral denigrante contras las mujeres.

La denuncia fue encontrada inicialmente por Bloomberg y señala que en las oficinas de Activision Blizzard se vive lo que se ha llamado como una comunidad de “chicos de fraternidad”, donde se somete a las empleadas a la discriminación por motivos de género y al "acoso sexual constante".

Varios altos ejecutivos, incluido el presidente de Blizzard, J. Allen Brack, son nombrados en la demanda por conocer y permitir este comportamiento. El DFEH dijo que realizó una investigación de dos años sobre Activision Blizzard antes de presentar la demanda.

Una constante

Las acusaciones documentadas en la demanda son generalizadas: la investigación descubrió que las mujeres representan solo el 20% de sus empleados, y señaló que "muy pocas mujeres llegan a ocupar puestos importantes en la empresa". Aquellas que lo hacen, dijo el DFEH, ganan menos dinero que sus colegas masculinos, algo que supuestamente se filtra a través de todos los puestos de la empresa. En otros casos, la demanda describe a los gerentes que se niegan a promover a las mujeres.

“Las mujeres afrodescendientes eran blancos particularmente vulnerables de las prácticas discriminatorias [de Activision Blizzard]”, dijo DFEH en la demanda. También alegó que los empleados fueron "disuadidos de quejarse porque se sabía que el personal de recursos humanos estaba cerca de los presuntos acosadores".

DFEH también compara la cultura de Activision Blizzard con “una fraternidad”, donde prevalecía una cultura de acoso sexual. Un empleado destacado en la demanda dijo que "empleados varones al azar comentaban [...] sobre sus senos". El equipo de World of Warcraft también es denunciado en la demanda por la forma en que sus empleados masculinos "coquetearían con [las empleadas], harían comentarios despectivos sobre la violación y se involucrarían en comportamientos degradantes". 

El ex director creativo senior de World of Warcraft, Alex Afrasiabi, fue nombrado como un "acosador" de alto nivel al que "se le permitió participar en un acoso sexual flagrante con poca o ninguna repercusión".

El DFEH también estuvo involucrado en una demanda por discriminación de género en Riot Games en 2018, que se presentó luego de una investigación de Kotaku sobre la cultura sexista de la compañía.

Dale like al fanpage de PROGAMER en Facebook para mantenerte actualizado con las últimas noticias de videojuegos, anime, comics y cultura geek. Además también puedes escuchar nuestro PROGAMER Podcast en RPP Podcast, iTunes y Spotify.