Puntualidad
La puntualidad es una de las cualidades más importantes de cualquier emprendedor. | Fuente: www.ehowenespanol.com

El Perú es considerado como un país impuntual, y es que según un sondeo realizado por la encuestadora Apoyo, ocho de cada diez peruanos admite ser impuntual en el trabajo, e incluso, en reuniones y citas amorosas. Sin embargo, la puntualidad es una de las cualidades más importantes de cualquier emprendedor, ya que ayuda a reforzar la imagen de líder. Además, cuando eres puntual, estás demostrando respeto por tus compañeros, lo que te convierte en una persona más confiable y responsable.

Si quieres saber cómo llegar siempre temprano a tus citas, revisa los siguientes puntos.

Sé realista. Es importante que evalúes a consciencia todos los factores que podrían afectar tu recorrido, desde el tráfico de la ciudad, hasta una posible calle cerrada. Y es que las personas puntuales saben cuánto tiempo toma hacer algo. Por otro lado, debes ser sincero contigo mismo, ya que si sabes que te alistas en un promedio de 30 minutos, no pretendas hacerlo a mitad de tiempo, ya que, probablemente, no vas a estar listo a tiempo.

Has un esquema mental. Siempre resulta efectivo saber con claridad cuánto tiempo te va a tomar llevar a cabo las diferentes actividades que tienes que hacer. Por eso, hacer un esquema mental te va a permitir estar organizado y llevar un control de tu tiempo.

Ten un margen de error adecuado. Las personas puntuales se preparan para “el peor escenario posible”; es decir, se plantean que pueda ocurrir algún inconveniente o que vaya a haber tráfico, por lo que deciden alistarte y salir 30 minutos antes de lo habitual. Sin duda, este es un consejo que deberías considerar, sobre todo si debes llegar a una reunión o cita importante. Si llegas antes, puedes aprovechar ese tiempo para acomodarte, y quizás tener tiempo para revisar tu correo, ver tus redes sociales, o simplemente, esperar tranquilo.

Alista todo desde la noche anterior. Un hábito que puede resultar sumamente productivo es adelantar todo lo que puedas la noche anterior; por ejemplo, puedes escoger que ropa te quieres poner, así como alistar tu maletín o cartera; y si eres más prevenido, incluso, puedes llenar tu tanque de gasolina y así no demorarte en la mañana al parar por un grifo.

Sé fiel al despertador. ¿Cuántas veces suena tu despertar antes de que realmente te levantes de tu cama? Sin duda, uno de los mejores hábitos que puedes cultivar es el de levantarte tan pronto suene tu despertador. Muchas personas se quedan dando vueltas en la cama y este es una de las principales razones de por qué llegan tarde. Si te levantas tarde, todas tus actividades se retrasarán; así que, utiliza el despertador con responsabilidad y levántate de tu cama apenas escuches la primera alarma.

Sepa más: