Donald Trump
Donald Trump dijo que no es admirador de Sacha Baron Cohen, protagonista de "Borat". | Fuente: AFP

Donald Trump no es admirador de Sacha Baron Cohen, cuyo álter ego "Borat" está de vuelta con una cinta que pone en la mira a los partidarios del presidente estadounidense y su abogado Rudy Giuliani.

Al ser consultado acerca de la película "Borat Subsequent Moviefilm", en la que Giuliani es objeto de una falsa "entrevista" con una joven atractiva y coqueta, el mandatario afirmó: "No sé lo que pasó".

"Pero, saben, hace muchos años intentó engañarme. Y fui el único que dije 'de ningún modo'. Es un farsante. Y no lo encuentro divertido", afirmó.

Donald Trump dijo que el incidente tuvo lugar 15 años atrás. El presidente no dio más detalles sobre aquel encuentro, pero en una entrevista en 2003, Sacha Baron Cohen -en el papel del aspirante a gángster Ali G, otro de sus personajes de ficción- le propuso un negocio: guantes especiales para comer helado.

La nueva película del comediante británico, que se estrenó en Amazon Prime Video, llega 14 años después de "Borat" (2006), que recaudó US$ 260 millones, le valió una nominación al Óscar y popularizó montones de frases del personaje.

LA POLÉMICA ESCENA CON GIULIANI

Filmada en secreto cuando Estados Unidos comenzó a relajar su confinamiento por el coronavirus, la cámara sigue a Baron Cohen mientras interactúa con la gente de a pie y los políticos a través de su torpe y altamente ofensivo álter ego.

En la película, el encuentro con Giuliani parece dejar al exalcalde de Nueva York, de 76 años, en una situación muy embarazosa, atrapado literalmente con las manos dentro de los pantalones.

El abogado dijo que la escena era "una completa fabricación". "Me estaba metiendo la camisa después de quitarme el equipo de grabación. En ningún momento antes, durante o después de la entrevista fui inapropiado", tuiteó.

"Si Baron Cohen dice lo contrario, es un gran mentiroso", recalcó. (AFP)