La CBC eliminó la escena de Donald Trump en "Mi pobre angelito 2". | Fuente: Composición

La cadena televisiva canadiense CBC confirmó el jueves que eliminó una breve aparición de Donald Trump en la película "Mi probre angelito 2", alegando que el corte fue realizado antes de que Trump resultara elegido como presidente de Estados Unidos.

"Mi pobre angelito 2", la comedia de 1992 protagonizada por Macaulay Culkin fue emitida recientemente por la cadena pública anglófona, pero sin la escena en la que aparece Trump.

Chuck Thompson, portavoz de CBC, confirmó el jueves que la escena con Trump y otras fueron eliminadas del montaje de la película hace cinco años, una práctica habitual en la emisión televisiva de películas por la que escenas que no son centrales al argumento se cortan para dejar lugar a la emisión de comerciales.

El martes, el millonario republicano dijo que se sentía "honrado" de haber participado de esa película y la calificó como un éxito. 

"La escena con Donald Trump fue una de muchas que se cortaron de la película porque no eran parte integral de la trama", explicó Thompson. "Estas ediciones se realizaron en 2014, cuando adquirimos originalmente la película y antes de que el Sr. Trump fuera elegido como presidente".

En las redes sociales, el corte recibió numerosas críticas, acusando a la televisora de intencionalidad política. El hijo mayor de Trump calificó en Twitter a la eliminación de su padre de la cinta como "lamentable".

Pero Donald Trump pareció tomárselo con solfa, y la noche del jueves tuiteó en broma: "Supongo que a Justin T no le gusta mucho que le haga pagar por la OTAN o el comercio!", aludiendo al primer ministro Justin Trudeau.

"La película ya nunca será la misma!", agregó, clarificando de inmediato que "Estoy bromeando".

La aparición de Donald Trump es lo que se conoce en la jerga cinematográfica como un "cameo", una aparición muy breve.

En el filme, ambientado en vísperas de Navidad, el joven Kevin McCallister (Culkin), quien se ha perdido de su familia durante unas vacaciones en Nueva York, intenta llegar al lobby de un gran hotel y pide ayuda a un hombre de sobretodo negro, que no es otro que Trump.

"Sigue por el pasillo y dobla a la izquierda", le indica el hombre al niño.

El magnate inmobiliario había adquirido el neoyorquino Plaza Hotel, escenario de varias escenas de la película, a comienzo de la década de 1990.

¿Qué opinas?