Gabinete Cateriano: los seis grandes retos

La coordinación y articulación del nuevo gabinete ministerial jugarán un papel clave no solo para contener a la pandemia. Aquí revisamos seis grandes retos urgentes de abordar para que el siguiente presidente reciba un país en mejores condiciones.

Alonso Cárdenas

Alonso Cárdenas

COMPARTE

Pedro Cateriano asume la presidencia del Consejo de Ministros en un contexto altamente crítico para el país en prácticamente todos los frentes. Sin duda alguna es el desafío más importante de su carrera política. Empero, considero que hay seis retos que deberá abordar de manera prioritaria:

El primero es sin duda alguna el tema sanitario. Es importante recordar que el Perú inició el confinamiento a mediados de marzo con apenas 89 contagiados. Hoy la cifra se ubica en más de 337 mil, lo que nos coloca quintos en el ranking internacional. De igual forma, de acuerdo con una publicación reciente del diario británico Financial Times, nuestro país tiene el mayor exceso de muertes a nivel mundial ¿Por dónde comenzar? Probablemente lo primero sea sincerar la metodología de descarte. Mezclar pruebas moleculares con rápidas es una apuesta arriesgada que no hace prácticamente ningún país del mundo. 

Lo segundo es detener la hemorragia de pérdida de trabajo formal. De acuerdo con data del INEI, el empleo tuvo un desplome en abril de 55 %, mientras que la capacidad adquisitiva del salario cayó 9.4 %. Programas gubernamentales como Reactiva Perú y Arranca Perú deben reenfocarse prioritariamente en la preservación y creación de puestos de trabajo.

La coordinación y articulación del gabinete ministerial jugarán un papel clave para contener a la pandemia y también para entregar a la nueva administración un país en las mejores condiciones posibles, dadas las circunstancias.
La coordinación y articulación del gabinete ministerial jugarán un papel clave para contener a la pandemia y también para entregar a la nueva administración un país en las mejores condiciones posibles, dadas las circunstancias. | Fuente: Andina

Tercer aspecto, combatir la inseguridad ciudadana. Este rubro ya venía siendo la principal preocupación de la ciudadanía, sin embargo, debido a la pandemia muchos ranqueados delincuentes han sido liberados, algunos de ellos mediante certificados falsos como personas de alto riesgo de COVID-19 ¿Por dónde comenzar? Resulta primordial esclarecer las denuncias de presuntos actos de corrupción en la PNP y el Ministerio del Interior.

Cuarta prioridad, la agenda política. Este punto lo podemos subdividir en dos factores críticos, el primero tiene que ver con el desafío de las elecciones presidenciales en un entorno sanitario incierto. Preguntas como: ¿Se hará en una o dos vueltas? ¿Se llevará a cabo en uno o dos días? Deben ser respondidas a la brevedad. El segundo aspecto tiene que ver con la relación con el Congreso. Temas clave como la inmunidad del Presidente, Magistrados del TC, jueces, fiscales así como la postulación de personas sentenciadas se han quedado en el tintero. El Poder Ejecutivo, sin bancada pero con parlamentarios afines, debe tener la capacidad de crear alianzas para construir estabilidad de cara al proceso electoral.

Quinto elemento, el reto del transporte público. Al ser el principal foco de contagio debe convertirse en una prioridad estratégica para el gabinete. Urge desarrollar iniciativas de política orientadas a reducir el hacinamiento, ergo respetar el distanciamiento social en las unidades de transporte. Medidas como implementar el Hoy no Circula, carriles exclusivos para los buses, obligar a las empresas grandes a hacerse cargo del traslado de su personal, masificar el uso de bicicletas, entre otras, deben ser llevadas a la práctica de manera cuasi simultánea.

Sexta prioridad, garantizar la producción y distribución de alimentos. Gremios agropecuarios señalan que no ha habido buenas cosechas, muchos de sus productos se malograron por falta de financiamiento. En las principales centrales de abasto se comienza a ver el fenómeno del encarecimiento. Este tema debe ser abordado con mucha atención por el gobierno.

A manera de conclusión, estos seis retos no deben verse de manera segmentada o fraccionada, dado que guardan relación unos con otros. La coordinación y articulación del gabinete ministerial jugarán un papel clave para contener a la pandemia y también para entregar a la nueva administración un país en las mejores condiciones posibles, dadas las circunstancias.

 

NOTA: “Ni GRUPORPP ni sus directores, accionistas, representantes legales, gerentes y/o empleados serán responsables bajo ninguna circunstancia por las declaraciones, comentarios u opiniones vertidas en la presente columna, siendo el único responsable el autor de la misma”.