Advierten posible desabastecimiento de gas licuado en Lima

Los oleajes anómalos no permiten desembarque de los buques que trasladan el GLP desde Pisco hacia Lima. En la planta de Repsol en el Callao se observa una larga fila de camiones.
RPP / Carlos Le

Lima podría quedar desabastecida de Gas Licuado de Petróleo (GLP), ante el retraso de los buques que trasladan el combustible de Pisco a Lima por los recientes oleajes anómalos, advirtió el gerente general de la Asociación de Empresas Envasadoras de Gas del Perú (Aseeg), Abel Camasca.

Explicó que desde hace unos cuatro días las naves que transportan el combustible no pueden ingresar al Callao.

“Esto ya se viene manifestando desde la semana pasada y se ha estado usando parte del volumen crítico. Se esperaba anoche el desembarco del buque de Pluspetrol en el terminal de Petroperú, que es el único puerto en que pueden descargar”, señaló Camasca en RPP Noticias.

Detalló que dicho buque, que abastece de un volumen de 20 mil toneladas, tendrá un retraso de día y medio. “Los terminales de Repsol y de Pecsa (que abastecen a los envasadores) están paralizados”, afirmó.

“Solamente queda el terminal de Petroperú que está haciendo uso de la reserva crítica con el buque flotante que tiene en bahía, terminado eso si no se soluciona vamos a entrar a un racionamiento, sería muy serio”, dijo Camasca.

Sostuvo que esta demora perjudica también la logística de abastecimiento, pues este barco está programado para ir y regresar con el GLP. “El desembarco alcanza para dos o tres días máximo”, refirió.

Afirmó que los envasadores pequeños tienen una limitada capacidad de almacenamiento de unos 10,000 galones, lo cual se agota prácticamente en un día.

Ante esta situación, Camasca pidió al Gobierno que de una vez se construya el ducto para transportar GLP de Pisco a Lima, proyecto que Proinversión tiene previsto concesionar en julio de este año.

“Es menester solucionar de una vez por todas el abastecimiento seguro de GLP, que es el segundo combustible más usado en Lima”, sentenció.

Cabe indicar que en la planta de Repsol ubicada en la avenida Néstor Gambetta en el Callao sí se están abasteciendo de GLP a los envasadores, pero hay una fila de unos 50 camiones cisterna desde el último miércoles.