La cantante Alejandra Guzmán aseguró estar “bien” y con fuerzas luego de haber pasado por 18 operaciones.

En esta oportunidad, ella integra en la tercera edición del programa televisivo "La Voz, México". "Ha sido mi primer trabajo después de un año y medio de operaciones y de luchar por estar viva y entonces para mí es un regalo de Dios", dijo.

Guzmán se refirió así a su drama que comenzó en 2009, cuando se sometió a una operación de glúteos en la que le inyectaron sustancias que le produjeron una severa infección por la que estuvo en el hospital casi dos semanas.

A raíz de esa intervención la cantante ha estado desde entonces bajo un tratamiento médico y ha sido sometida a varias operaciones para drenar el proceso infeccioso.

Además, a comienzos de este año tuvo que pasar por otra intervención quirúrgica, una artroplastia, por molestias en la cadera derivadas del desgaste de la cabeza de su fémur izquierdo.