Foto referencial

El interés de los británicos por la raza de perros cocker spaniel se ha duplicado en los dos últimos meses, después de que la duquesa de Cambridge, Catalina, acogiera en su hogar a Lupo, un macho de esta especie.

Según reveló la organización canina Kennel Club, las consultas sobre ejemplares de cocker spaniel a través de su servicio "Encuentra un cachorro" se incrementaron un 50 por ciento en enero y febrero, en comparación con las cifras de noviembre y diciembre.

Lupo, un joven can cuyo nombre se mantuvo en secreto hasta que la esposa del príncipe Guillermo lo reveló el mes pasado, ha recibido galletas y regalos por parte de algunos británicos que intentan agasajar con ellos a la sonriente Catalina.

Sin embargo, la secretaria del Kennel Club, Caroline Kisko, recomendó no dejarse influir por los gustos de la realeza a la hora de elegir una cría en lugar de prestar atención a sus características y cuidados.

"Nos preocupa que la popularidad de un pedigrí determinado o de sus cruces se dispare después de que un famoso haya sido fotografiado con un ejemplar", afirmó Kisko, quien también explicó que Lupo pertenece a una raza que necesita muchos cuidados y actividad, y que no es adecuada para todo tipo de personas.

Por su parte, Angela Hunter, criadora de este tipo de perros en esta organización, alertó sobre las tiendas de mascotas que intentarán incrementar las ventas de estos cachorros mediante el uso de algunos propietarios famosos, como Catalina y su esposo, el príncipe Guillermo.

"Un buen criador no te animará a comprar un cachorro basándose en el nombre de una celebridad y te hará cientos de preguntas para averiguar si es la raza adecuada para ti", subrayó Hunter.

EFE

Lea más NOTICIAS de ENTRETENIMIENTO haciendo clic AQUÍ.