Instagram / Getty Images

Rupert Sanders, director de la película “Blancanieves y el cazador” (Snow White and the huntsman), se ha convertido en uno de los temas más comentados en las redes sociales en solo un par de días, luego de conocerse que tuvo un “affaiere” con la actriz Kristen Stewart, mientras ella era aún pareja de Robert Pattinson.

Su esposa, la modelo Liberty Ross, no se quedó al margen de la polémica. Aunque ha evitado referirse directamente sobre el tema, sí se animó a compartir una imagen, a través de Instagram, que ha echado más leña al fuego.

La foto en cuestión muestra a una Blancanieves entre copas, con lágrimas en los ojos y desmoronada en el suelo con la frase adjunta: “No es tan bonita ni tan pura después de todo”.

Tras hacerse pública la infidelidad, por iniciativa de Stewart, Sanders pidió públicamente perdón con un mensaje dedicado a su familia: "Mi hermosa mujer y mis hijos celestiales son todo lo que tengo en este mundo. Los amo con todo mi corazón. Rezo para que podamos superar esto juntos".

Antes de la polémica, Liberty reveló a la revista You que su matrimonio de 10 años con Rupert Sanders tuvo “momentos muy difíciles” y que su vida en Los Angeles es “desoladora”.

“Por un tiempo me parecían románticas las cosas domésticas y me encantaba tener la lista de las compras pegadas en la cocina por primera vez. Pero mudarme aquí y empezar una vida de nuevo fue mucho más difícil de lo que había anticipado. Nunca pensé que sería tan desolador y abrumador como fue”, confesó.