La jueza del reality American Idol, Mariah Carey, pasó una romántica noche de San Valentín con su esposo y padre de sus gemelos, Nick Cannon.

La cantante publicó una serie de fotografías en Twitter cuando se preparaba, consintiéndose con un baño de burbujas, flores y una copa de champán.

Sorpresivamente, su mascota “Jill E Beans” saltó a la bañera con la cantante y también apareció en las fotografías.

Luego, la artista mostró partes de su romántica cita, que incluyó un paseo en carruaje.