RPP
La relación entre Thomas Markle y su hija Meghan parece haberse roto. | Fuente: RPP

El padre de la exactriz estadounidense Meghan Markle lanzó el lunes un mensaje de reconciliación a su hija, con la que no ha hablado desde que en mayo se casó con el príncipe Harry, en una entrevista televisada.

"Te quiero mucho, eres mi hija y me gustaría mucho tener noticias tuyas", dijo Thomas Markle, de 74 años, durante una entrevista matinal con el canal de televisión británico ITV.

"Cualesquiera que sean nuestras diferencias, debemos ser capaces de resolverlas, somos de la misma familia, así que por favor ponte en contacto conmigo", añadió.

Y afirmó: "Espero que esto se resuelva, no puede durar para siempre".

El mensaje de reconciliación

El septuagenario, que vive en México, no pudo acompañar a su hija al altar el 19 de mayo en Windsor debido a una operación de corazón. Ante la ausencia de Thomas Markle, la duquesa de Sussex entró sola en la capilla, pero hizo el tramo final del templo del brazo de su ahora suegro, el príncipe Carlos.

Lo que provocó revuelo mediático por posar para unas fotografías de paparazzi a cambio de dinero, lo que puso en compromiso a la familia real británica.

"No planeo quedarme callado el resto de mi vida", afirmó Thomas Markle, revelando que no había hablado con su hija desde que se produjo ese episodio en los días previos a la boda real, seguida por millones de telespectadores en todo el mundo.

Los duques de Sussex, que el año próximo vivirán en una casa cerca del castillo de Windsor, esperan su primer hijo para la próxima primavera boreal.

"Espero que todo vaya bien", dijo el futuro abuelo, "y poder ver a la pequeña Meghan o al pequeño Harry", agregó durante una entrevista por la que no fue remunerado, según afirmó ITV. "Tiene que haber un lugar para mí", insistió.

Bajo el escrutinio púbico

Tras seducir a la opinión pública británica con su espontaneidad en público, Meghan, duquesa de Sussex, fue recientemente objeto de numerosos artículos negativos sobre su relación con el personal de la casa real.

En las últimas semanas, la prensa publicó que dos asistentes de la duquesa decidieron no continuar trabajando para ella, supuestamente por el fuerte carácter de Meghan, y que la relación entre ésta y la duquesa de Cambridge, Catalina, no es buena.

Acudiendo en su defensa, su padre afirmó que "siempre ha sido muy controladora, pero nunca ha sido grosera (...) siempre ha sido educada". (EFE y AFP)