Sporting Cristal estará en la fase de grupos de la Copa Libertadores | Fuente: Facebook Sporting Cristal

13 de agosto de 1997. Ese fue el día en el que Sporting Cristal perdió ante Cruzeiro la final de la Copa Libertadores. Una campaña inolvidable, considerada la mejor en toda la historia del club. Han pasado 21 años y nos situamos en 2018. El equipo del Rímac es campeón nacional, con unos números importantes y, para la nueva generación de hinchas, vive ahora su mejor temporada en toda la historia.

Pero vayamos al Descentralizado 2017. Cristal comenzó la temporada con una auspiciosa vuelta como entrenador de José 'Chemo' del Solar, y la acabó con la presencia de uno formado en la casa, como lo es Pablo Zegarra. Sin embargo, el juego deseado por hinchas y dirigentes nunca llegó. Tampoco los resultados.

Antes de cerrar ese año, el club anunció la contratación de Mario Salas. El club apenas contrató cuatro jugadores. El resto era parte del plantel que llegaba de la temporada anterior. La intención no fue tan complicada de entender: Salas quería un equipo intenso, que vaya siempre al frente y sea protagonista en todas las canchas donde le toque jugar. La idea no demoró en cuajar y los jugadores la entendieron.

Mario Salas ahora es entrenador de Colo Colo. | Fuente: Facebook Sporting Cristal

El equipo tuvo un gran arranque de año, mermado por una dolorosa eliminación de la Sudamericana a manos de Lanús que, para muchos, fue injusta. Pero la reacción no se hizo esperar y la 'Máquina Celeste' comenzó a andar mejor que nunca. Triunfos ante Alianza Lima en Matute, ante la ‘U’ en el Nacional o en terrenos complicados como Moyombamba y Ayacucho, daban muestra de que estábamos ante un equipo protagonista.

La mano del técnico fue solo una parte del trabajo. El plantel del Sporting se hizo rico partido a partido. Álvarez fue el dueño del arco y el menos batido con 36 goles. El argentino Omar Merlo llegó para potenciar a sus compañeros de reparto en defensa y cumplió con creces. Un ejemplo: Renzo Revoredo, odiado y criticado por los hinchas, jugó a un gran nivel y cambió las pifias por los aplausos. La volante respiró con el incansable Jorge Cazulo, y tuvo pausa y dinámica en los pies de Horacio Calcaterra y Josepmir Ballón.

Ya los tres de arriba se encargaron de hacer la fiesta en cualquier cancha del Perú. El puesto de extremo izquierdo encontró su complemento ideal con la frescura de un sorprendente Marcos López. Sí, aquel jugador que llegó como lateral zurdo y ahora es un atacante con todas las letras.

Jorge Cazulo fue el capitán de Sporting Cristal en toda la temporada. | Fuente: Facebook Sporting Cristal

"’Gabi’, con confianza, es un jugadorazo", decían en la interna del club a inicios de temporada, y atinaron. Ese extremo uruguayo que se lesionó la rodilla en 2016, respondió a la confianza de Salas con una campaña fantástica, la mejor de su carrera: 26 goles y 19 asistencias. Y más arriba llegarían más goles, los de Emanuel Herrera. La 'Maquinaria' marcó 40 y se convirtió en el goleador histórico del fútbol peruano en una sola temporada. Goles de cabeza, de derecha, de izquierda, de fuera del área, de tiro libre y hasta de rebote. Completo.

Así fue Sporting Cristal. Equipo noble, protagonista y valiente. Que decidan sus hinchas si fue o no la mejor temporada en su historia (también campeonaron en la reserva, categorías de fútbol formativo y fútbol femenino). Mario Salas dejó el equipo, pero queda un plantel hecho y dispuesto a dar pelea. La Libertadores será su gran prueba.

Gabriel Costa renovó su contrato con Sporting Cristal hasta el 2022. | Fuente: Facebook Sporting Cristal
¿Qué opinas?