Captura del momento en el que el balón tiene gran porcetaje dentro de la línea de gol y un pedazo en la raya. | Fuente: Azteca TV

Desde hace años que no se veía una jugada tan polémica en el fútbol mexicano. La tercera jornada del Clausura de la Liga MX terminó con la victoria del Chivas por 1-0 ante Toluca, además de un gol anulado que pudo sentenciar un empate.

A los 56 del encuentro Alan Pulido puso arriba al Chivas con un derechazo desde fuera del área que termina en gol. Veinte minutos más tarde, un cabezazo de Enrique Triveño puso el empate en el marcador.

El balón rodó de forma horizontal sobre la línea de gol y finalmente se estrelló en el travesaño derecho. El arquero del Chivas, Raúl Gudiño, solo atinó a sacar la pelota y reclamar porque, según él, el esférico no había ingresado completamente al arco. 

Mientras, que el Toluca celebraba el empate, el juez del partido, Jorge Pérez Durán, conversaba con los hombres que monitorean los controles de cámaras, quienes le dijeron que no fue gol. Presionado por los jugadores del Toluca, el árbitro corrió hacia un pequeño televisor y finalmente, tras casi 7 minutos de encuentro suspendido, reafirmó su decisión y anuló el gol

 

Esto ocasionó una serie de protestas por parte de jugadores e hinchas del Toluca, quienes afirman que el cabezazo de Triveño terminó en gol. Las imágenes son confusas para algunos, en unas pareciera que el balón ingresa completamente al arco, pero en otras cabe la duda pues el balón avanza de forma tan horizontal que parece que una pequeña porción aún se encuentra en la línea de gol. 

La regla es clara: el balón debe cruzar el 100% de su volumen a la línea de gol. Si un pequeño porcentaje de la pelota permanece en la raya, no será un tanto. 

¿Qué opinas?