AFP

El entrenador del Barcelona, Gerardo "Tata" Martino, ha manifestado este sábado que, ahora que el equipo vuelve a depender inesperadamente de si mismo, no es el momento de jugar bien, sino de ganar los dos partidos que restan para reeditar el título de Liga.

"Nos ha costado ganar los últimos partidos, pero no tenemos que buscar nuestra mejora versión, sino simplemente ganar dos partidos. Son 180 minutos que tenemos por delante", ha recordado.

El técnico rosarino ha reconocido que tanto él como sus jugadores están "encantadísimos" de haberse equivocado cuando pensaron que la Liga ya estaba perdida tras empatar contra el Getafe.

"Cualquiera en nuestro lugar, después de empatar en casa en el último minuto y a dos fechas del final hubiera, reaccionado igual, pero se nos ha presentado una nueva oportunidad y estamos felices de habernos equivocado", se ha justificado.

Martino, no obstante, no ha querido asegurar que sus hombres no volverán a fallar de nuevo: "Decir que lo vamos a lograr sería faltarle el respeto al Elche y al Atlético de Madrid".

En cualquier caso, el entrenador del Barcelona ha vuelto a insistir en que ganar la Liga no cambiaría nada respecto a su futuro.

"Ningún resultado deportivo influirá en lo que pase conmigo la próxima temporada", ha indicado el preparador argentino, quien ha dicho no estar sorprendido por esta nueva oportunidad que le depara el campeonato. "Mi capacidad de asombro aquí no tiene nada que ver con el fútbol", ha apostillado con sorna.

"No hay ningún acto que el club haya llevado a cabo, ni esta semana ni la anterior ni los diez meses que llevo en el cargo, que hayan estado fuera de lugar".

Martino ha convocado a toda la plantilla, menos al meta Víctor Valdés, para viajar mañana a Elche, entre ellos los lesionados Gerard Piqué, Jordi Alba y Neymar da Silva. El técnico de Rosario ha adelantado que ninguno de los tres tendrá el alta médica para mañana. "Veremos para la semana que viene", ha añadido.

EFE