Luego de más de un año sin conocerse noticias de él, reapareció el jugador ecuatoriano Juan Carlos Espinoza Mercado, quien en Perú tiene una denuncia de falsificación de identidad luego de que se presentara a la selección Sub-20 con un DNI que decía que su nombre era Max Barrios y tenía 18 años de edad, cuando en realidad tenía 25.

El programa "Bendito Programa Deportivo" lo encontró en Loja, donde juega en el Club Italia, de la tercera división del fútbol ecuatoriano.

En la entrevista Espinoza Mercado se hizo la víctima y dejó entrever que todo fue armado por quien se hizo pasar como su padre, Maradona Barrios. "Yo no he recibido ni un centavo, si yo tuviera plata, tendría carro, casa, todo. Acá no tengo ni donde vivir", indicó.

"Yo cuando llegué a la casa, Maradona tenía una casita, después lo vi con todo: carro, bus, todo. Hasta combi dicen que tiene. Mientras uno acá, a estos manes tiene que pedirle uno o dos dólares para comer", finalizó.

En la nota del programa se señala que el futbolista tiene amenazada a la prensa local para que no lo busque, ya que según sus allegados solo quiere "llevar una carrera deportiva tranquila y olvidarse del tema".