Águila perdicera nace en Madrid

"Que sean felices y coman perdices", es la frase que desea el bienestar a las personas en una situación festiva. Si esta premisa es cierta, entonces esta especie de águila goza de felicidad toda su vida: el águila perdicera no solamente come perdices sino también caza conejos, palomas y hasta lagartos de ser necesario.