Andina

El fiscal de la Nación, Carlos Ramos Heredia, pidió calma al ministro Daniel Urresti, quien se había quejado de una falta de apoyo de la Fiscalía a la operaciones de decomiso de autopartes en el mercado informal de San Jacinto.

Al respecto, Ramos señaló que todo se debió a una descoordinación.

"En este caso hay que tener la debida calma, el Ministerio Público y el Poder Judicial y otras instituciones somos aliados estratégicos en esta lucha que ya se inicio contra el crimen", afirmó.

Comentó que el ministro viene trabajando “con bastante tesón y esfuerzo" en la lucha contra la delincuencia y –dijo- siempre contará con el apoyo de la fiscalía.

Sin embargo, el representante del Ministerio Público precisó que en el caso de San Jacinto, el descerraje de un predio requiere de una orden judicial.

Andina