Vender tu propiedad no es nada fácil puesto que tienes que tener algunos puntos claros.

En la actualidad, los programas de financiamiento como el fondo Mi Vivienda y los créditos hipotecarios de los bancos, ayudan mucho a que cada vez sean más las personas que adquieren su casa propia.

Si ya lo decidiste, recuerda que necesitas preparar tu inmueble, no solo en el aspecto físico, sino también en lo legal.