Facebook: Esto es Guerra

"Esto es guerra" vivió un día de eliminación. Luciana Fuster y Francesca Zignago estaban en capilla y solo una de ellas debía abandonar la competencia.

El futuro de ambas quedó en manos de los integrantes de ambos equipos. Uno a uno debía ponerse detrás de la persona que quería salvar y quien más apoyo tuvo al final fue Luciana.

En tanto, Francesca no pudo evitar derramar lágrimas por su salida y dijo sentirse sorprendida por no haber recibido el apoyo de los guerreros.

"Estoy muy sorprendida, pero agradezco a todos los que estuvieron conmigo", dijo muy afectada.
Sin embargo, los compañeros de la popular 'Peque', esperan que esté de regreso en la próxima temporada.