Estos datos son de gran utilidad para Sedapal a fin de salvaguardar la Planta de Tratamiento de Agua Potable de Lima Metropolitana (La Atarjea). | Fuente: Instituto Geofísico del Perú

El Instituto Geofísico del Perú informó que ha modernizado su Sistema de Monitoreo de Huaicos en las quebradas de Huaycoloro y Río Seco, ubicados en la frontera entre la provincia de Huarochirí y Lima Metropolitana ante lo posibilidad de deslizamientos y huaicos por lluvias.

Según precisaron a través de un comunicado, las autoridades han reportado que más de 500 distritos en la sierra están en un escenario de alto riesgo por las intensas lluvias que iniciaron en el mes de noviembre y continuarán durante el primer trimestre del próximo año.

Agregaron que el sistema se encarga de registrar datos geofísicos en tiempo real que luego son entregados a las autoridades correspondientes, quienes deben encargarse de ejecutar las acciones preventivas de manera oportuna.

Recolección de datos

Al respecto, el director de la sede Jicamarca del IGP, Dr. Marco Milla, sostuvo que este sistema tiene 4 estaciones de monitoreo que cuentan con cámaras y detectores de paso de los huaicos. Dijo también que se han instalado dos estaciones de sensores en cada quebrada.

Explicó también que estos datos son de gran utilidad para Sedapal a fin de salvaguardar la Planta de Tratamiento de Agua Potable de Lima Metropolitana (La Atarjea).

El especialista también se refirió al Fenómeno El Niño costero de 2017, que afectó toda la zona de Cajamarquilla y sus alrededores. Explicó que, en esta situación, los registros de este sistema de monitoreo fueron vitales para que instituciones como Sedapal, Coen, Senamhi, Minam, entre otros tomen las medidas de prevención necesarias.

“Nuestro desempeño en el 2017 fue muy importante. Permitió que, en el 2018, el IGP obtenga un nuevo financiamiento de parte del Fondo para Intervenciones ante la Ocurrencia de Desastres Naturales – FONDES, para ampliar el sistema con la instalación de dos nuevas estaciones a 5 km aguas arriba de la ubicación actual en las quebradas Huaycoloro y Río Seco”, dijo.

Composición del Sistema de Monitoreo de Huaicos del IGP

El sistema de monitoreo está compuesto por un conjunto de sensores y cámaras de vigilancia, que permiten monitorear el nivel y la velocidad de los huaicos. Permite obtener información en tiempo real sobre la ocurrencia de estos fenómenos logrando así un monitoreo constante durante las 24 horas del día.

Además, genera una base de datos y reportes con fotografías incluidas sobre los eventos ocurridos, los cuales son enviados por correo electrónico de forma automática a las autoridades.

¿Qué opinas?