Internos de penal Castro Castro elaboran turrón a base de kiwicha

Ocho internos del taller apostaron en su propio talento y armados de valor invirtieron su propio capital en esta empresa.

 

Lo llaman “Turrón Andino” y es el nuevo producto hecho a base de kañiwa, quinua, kiwicha, y otros ingredientes de la serranía que es elaborado por los 20 internos que participan en el taller de panadería del penal Miguel Castro Castro. 

César Huarcaya Quino (37), maestro panadero, recluido en este recinto por 10 años, recibió más de 15 capacitaciones e indicó que con sus compañeros pensaron elaborar un turrón superior en calidad proteica para ofrecer a su público.

“Quisimos innovar nuestro turrón San Miguelito que lanzamos el año pasado al mercado, pero ahora con productos nacionales como la harina de quinua, kiwicha y kañiwa que también lleva pop corn del mismo  producto, esparcido en la miel de abejas”, comenta el interno.

Muy optimista señaló que un grupo de ocho internos del taller apostaron en su propio talento y armados de valor invirtieron su propio capital en esta empresa, por lo cual se lanzaron a producir cerca de 3 mil kilos para ofrecerlo no solo a las visitas y familiares que llegan al penal, sino al sector público y privado que los quiera apoyar.

El director del penal, José Luís Mendoza Jayo, señaló que la población penal (2,300 internos) está pacificada y en su mayoría dedicada a actividades de educación y trabajo. Además manifestó que el mes de octubre era una buena oportunidad para que los internos puedan ofrecer sus productos y manifestar la fe en el Señor de Los Milagros, para lo cual los internos se vienen preparando para la procesión.

El precio del turrón Andino es de 13 soles el kilo y el tradicional a 10 soles.