Derrame de petróleo
La empresa informó sobre los avances que se vienen realizando tras el derrame. | Fuente: Andina

La empresa española Repsol informó sobre los trabajos de limpieza que se vienen realizando en las playas limeñas tras el derrame de petróleo ocurrido en la Refinería La Pampilla de la empresa en Ventanilla el pasado 15 de enero. 

Mediante un comunicado, indicaron que hasta la fecha registran un avance del 94% y que además, a la fecha, son 18 playas las que ya se encuentran a la espera de su reapertura para uso público. 

Además, "se continúan analizando las más de 1,400 muestras de agua, suelos y sedimentos, tomadas a lo largo de la zona involucrada". Esto último mediante previo acuerdo con las autoridades peruanas. 

"En el litoral, permanece aplicándose el estándar internacional SCAT y la limpieza de zonas rocosas con agua a baja presión y pompones absorbentes", informan. 

"En mar, se mantiene el seguimiento a todo el litoral, sin escatimar en recursos en caso de aparición de nuevas manchas provenientes de peñas o acantilados por acción natural de las olas", agregan. 

Afectaciones económicas

Dos meses después del desastre ecológico ocurrido en el mar de Ventanilla tras el derrame de petróleo originado en la refinería La Pampilla de la empresa Repsol, Pescadores afectados por esta tragedia, sobreviven preparando ollas comunes y denuncian que la compañía los tiene en el olvido.

Algunos pescadores señalaron a RPP Noticias que, si bien el compromiso inicial era de entregar un bono mensual, Repsol solo les ha hecho entrega de uno.

“Estamos olvidados por Repsol. Ellos pregonan el tema social, pero nos tienen olvidados. Solo hemos recibido un vale y nos hacen caso omiso”, expresó Robert Merino. “Por mi parte, estoy con deudas familiares, el pequeño ahorro que tenía se acabó porque cuando uno no trabaja, gasta más”, agregó.

Algunos pescadores se han planteado incluso ir hasta el muelle de Chorrillos y continuar sus labores, pero por el tiempo, esto no les alcanzaría. Otra solución sería ir a Oquendo, ubicada a 40 minutos, pero las playas de esta se encuentran cerradas.

El ministro del Ambiente, Modesto Montoya, confirmó que el Gobierno no entregará ningún bono a los afectados por el derrame de petróleo generado en la refinería La Pampilla, propiedad de Repsol, y que afectó parte del litoral peruano. Sin embargo, precisó que se ha acordado que la empresa entregue un adelanto de S/ 3 000 de la indemnización.