San Marcos: ¿Qué dicen las autoridades universitarias y el ministro del Interior sobre el desalojo del campus?

Las autoridades sanmarquinas afirman que solo pidieron la liberación “de las puertas tomadas” desde el 18 de enero, además de denunciar un “abuso de autoridad” en contra de los estudiantes intervenidos. Por su parte, el Ministerio del Interior alega que se actuó en el marco del estado de emergencia.

Policía resguarda entrada al campus de la UNMSM, donde desde hace varios días acampaban cientos de manifestantes que llegaron desde diversas partes del país.
Policía resguarda entrada al campus de la UNMSM, donde desde hace varios días acampaban cientos de manifestantes que llegaron desde diversas partes del país. | Fuente: EFE | Fotógrafo: Connie Calderón

Más de 300 agentes de la Policía Nacional del Perú (PNP) ingresaron la mañana del sábado, 21 de enero, por la puerta N° 3 de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNSM) para desalojar a los manifestantes de provincias que se albergaban en esta casa de estudios desde el jueves 18.

Un total de 193 personas intervenidas fueron trasladadas a las sedes de la Dirincri y la Dircote. Luego de 24 horas, 192 individuos fueron puestos en libertad al culminar las diligencias policiales. El Ministerio Público precisó que solo una persona continúa detenida porque tenía una orden de requisitoria.

El operativo policial en la ‘Decana de América’ ha causado indignación entre la comunidad sanmarquina por denuncias de supuestos abusos cometidos en contra de los estudiantes y los manifestantes de regiones que llegaron a la capital para sumarse a las protestas en contra del Congreso y el gobierno de Dina Boluarte. 

¿Qué dicen las autoridades de San Marcos sobre el operativo?

En un comunicado institucional, emitido el domingo 22, las autoridades de la UNMSM recalcaron que se pidió la intervención policial, tras una denuncia de agresión que habría cometido “un reducido grupo de estudiantes” y protestantes contra el personal de seguridad de la universidad, el viernes último.

Las autoridades sanmarquinas precisaron que únicamente se pidió la “liberación de las puertas tomadas” desde el pasado 18 de enero por un grupo de estudiantes. Así, denunciaron el “abuso de autoridad” que habría cometido el contingente policial que rompió una reja de la puerta N° 3 para ingresar al campus.

La propia rectora de la ‘Decana de América’, Jerí Ramón, dijo, en entrevista con Latina, que no conocía cómo sería el accionar de la Policía para ingresar a la institución. “Pero, ¿cómo voy a saber que van a ir con tanquetas?”, cuestionó.

El reciente comunicado se contradice rotundamente con el pronunciamiento que se emitió en el día de la intervención, en el que la universidad afirmó que la Policía “actuó de oficio” al ingresar a la casa de estudios.

A su vez, en ese mismo documento, las autoridades indicaban que se incumplió el acuerdo respecto a la permanencia de las delegaciones regionales que se encontraban dentro del campus.

"En sesión extraordinaria del Consejo Universitario del 18 de enero (...) se acordó establecer un diálogo entre una comisión de decanos, estudiantes y representantes de los manifestantes, donde se acordó que tenían un plazo de retirarse (...) hasta el jueves 19 a las 12 horas, acuerdo que no se cumplió", indicaban.

A raíz de las denuncias de supuesto abuso de autoridad,el Acuerdo Institucional Sanmarquino ha emitido un pronunciamiento para exigir públicamente la renuncia de la rectora Jeri Ramón.

Además, la congresista Flor Pablo presentó recientemente dos documentos para citar al ministro del Interior, Vicente Romero, y a la rectora de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM), Jeri Ramón, para que respondan ante la representación nacional por el operativo policial realizado en dicha casa de estudios.

Ministro del Interior: “La intervención en San Marcos se da por el delito de usurpación”

El ministro del Interior, Vicente Romero, insiste en que la intervención policial en San Marcos se dio en el marco del estado de emergencia que rige en Lima y porque, supuestamente, los manifestantes de provincia habrían incurrido en el delito de usurpación al albergarse en la Decana de América sin el permiso de sus autoridades.

“La intervención se da por el tema del delito de usurpación de las personas que ingresan, ese es el delito principal. Lo que se ha encontrado es a las personas que habían usurpado, que eran más de 190 personas. Se han encontrado elementos como huaracas, hondas y piedras, que los utilizaban para las protestas”, declaró en Ampliación de Noticias.

“Entonces, hay una clara evidencia de que había personas que se proveían de estos elementos para las protestas y causar los daños que todo el mundo ve en la televisión”, agregó.

Consultado por las declaraciones de la rectora de la UNMSM, Jeri Ramón, sobre el uso de la tanqueta o vehículo multipropósito, el ministro del Interior respondió: “Lo que ella puede haber dicho es respetable, pero la Policía analiza si hay delito o no y, en base a eso, interviene. Sí hubo delito, el delito de usurpación”.

Así, Romero recalcó que la “intervención está bien dada” a pesar de las denuncias de supuesto abuso policial, y afirmó que le corresponde al Ministerio Público explicar la liberación de 192 personas intervenidas.

“La libertad que se puede haber dado escapa de la Policía”, aseveró.

Asimismo, el titular del Interior indicó que, de existir alguna irregularidad en la intervención a la Universidad de San Marcos, se sancionarán a los responsables.

"He pedido un informe pormenorizado de la intervención, pero sí ha estado justificada de acuerdo a ley. Espero me lo alcancen en algún momento y el comandante general de la PNP, a través de sus órganos de control interno, establecerá si hay responsables”, señaló el ministro en una entrevista con el programa Panorama