Melisa González Gagliuffi causó un accidente mortal en San Isidro.

Melisa González Gagliuffi, la mujer que atropelló a tres personas y causó la muerte de dos de estas tras un accidente en San Isidro, aseguró que aceptará una eventual prisión preventiva que podría darse este mediodía cuando un juez evalúe el pedido de la Fiscalía.

"Yo tengo el dolor, nada va a ser más doloroso que eso. Si hoy me dictan prisión preventiva, eso no va a ser más doloroso que lo que viví el viernes 11 de octubre, ese fue el momento en el que yo toqué el infierno", señaló en diálogo con RPP Noticias horas antes de la audiencia.

"Esto le puede pasar a cualquiera, desgraciadamente, y para qué huir, si la verdad está aquí. La verdad es que lo que determinen, yo lo voy a hacer. Sería para mí grandioso que me permitieran seguir trabajando para reparar, que no tenga que estar encerrada, pero yo voy a acatar lo que sea porque eso es lo correcto", agregó.

Al ser consultada sobre la velocidad a la que transitaba por la avenida Javier Prado, excesiva de acuerdo a lo que determinó un informe policial, González Gagliuffi aseguró que "iba a la velocidad que iba cualquier carro y se puede ver en los videos". No obstante, dijo que se someterá a la decisión de un perito que evalúe este caso.

"Lo que pasó fue que yo iba a una velocidad -que definirá el perito, yo estoy dispuesta a asumir lo que diga el perito-, se me metió un carro al cual no hice caso cuando me hizo ademanes. Ya saldrán las evidencias, ya saldrán los sustentos", dijo.

Asimismo, negó que momentos antes de que ocurra el accidente haya centrado su atención en el otro conductor, otro de los puntos advertidos en el informe policial. "A mí me han tratado de pintar de la peor manera y eso también es injusto", mencionó.

"Yo estaba mirando hacia adelante. Yo estaba con mis dos lunas arriba mirando hacia adelante y fue cuando él me adelanta, me mete el carro,  yo me descarrilo porque yo jamás pensé que alguien podría hacer algo tan negligente como meterte el carro", dijo.

En otro momento, negó que el dinero ofrecido por uno de sus abogados a la víctima que sobrevivió al accidente tenga como objetivo comprar su silencio. En tanto, el abogado que la acompañó en la entrevista aseguró que este monto buscaba reparar en parte el daño causado y que sirva para los gastos de salud.

"Para empezar, silencio de qué, si todo el mundo ha visto que yo impacté a tres personas. Eso nadie me lo va a poder quitar. Silencio nada, lo que nosotros estamos tratando de hacer fue rogar que los salvaran, porque los atendieran rápido. Desde el primer momento uno trata de reparar porque es lo único que te puede dar fuerzas para seguir", dijo.

¿Qué opinas?