Cole celebrando junto al stable que lidera, The Undisputed Era | Fuente: WWE

No hay primera sin segunda y NXT lo sabe. En otra apasionante lucha titular, Adam Cole derrotó a Johnny Gargano y le arrebató el campeonato de la marca en NXT TakeOver XXV.

El evento central prometía gran acción y no defraudó en lo absoluto. Tras el perfecto encuentro al mejor de 3 caídas librado en NXT TakeOver New York que coronó a Gargano, Cole buscaría la revancha en un duelo individual sin estipulación, pero que hizo vibrar a todos los asistentes del Webster Bank Arena en Connecticut.

De inicio a fin, ambos luchadores entregarían el todo por el todo con grandes patadas a la nuca y cabeza, además de un tecnicismo perfecto en los movimientos.

Cuando todo parecía ser favorable para Gargano, este quiso rematar a Cole fuera del ring, lo que hizo que golpee accidentalmente al árbitro. Con el juez fuera del combate, el líder de The Undisputed Era pudo recuperarse y lograr el ansiado título en medio de los aplausos del respetable.

Todos los resultados de la noche

TakeOver XXV brilló desde el inicio del evento. Matt Riddle derrotó en una excelente lucha individual a Roderick Strong. 

En la lucha de escaleras, los Street Profits derrotaron a  Danny Burch & Onney Lorcan, Forgotten Sons y Bobby Fish & Kyle O'Reilly para coronarse como los nuevos campeones en pareja de la división.

Velveteen Dream retuvo su título norteamericano ante Tyler Breeze.

Finalmente, Shayna Baszler retuvo nuevamente su campeonato femenino contra Io Shirai en una buena lucha.

¿Qué te pareció el evento?

¿Qué opinas?