"Sí, efectivamente no hemos ganado a España desde 1923, lo que nos ofrece todo un reto. ¡Es magnífico, podemos escribir la historia!, exclamó el número 11 del mundo, quien aseguró que para los galos será una especie de final.

Su compañero en el equipo nacional, Gaël Monfils, confirmó, por su parte, que los franceses se decantarán por una pista cerrada y que jugarán sobre superficie dura en la ronda prevista entre los días 9 y 11 del próximo mes de julio.

Los españoles "serán favoritos, seguro, pero tendremos algo que hacer", aseguró el decimoquinto mejor clasificado del mundo, opinión que comparte su compañero Gilles Simon, quien afirmó que la posibilidad de elegir el tipo de cancha al jugar como anfitriones les abre más posibilidades frente a los vigentes campeones de la Copa Davis.

Francia eliminó en primera ronda a Alemania por 4-1 mientras que España derrotó a Suiza también por 4-1.

La única vez que Francia ha superado a España de las seis veces que ambas selecciones se han medido en la Copa Davis fue en 1923.

El último enfrentamiento entre ambos equipos, en 2004, se saldó con victoria española en la semifinal disputada en Alicante.

EFE