La policía lo persiguió por diversas calles de Nueva Zelanda, hasta que logró interceptar su carro y lo chocan. Cautelosos y cubriéndose, los agentes bajan de su unidad y encaran al hombre, que minutos antes, había matado a decenas de personas en dos mezquitas.

Un ciudadano de la ciudad de Christchurch, Nathan Cambus, grabó con su celular el momento en el que la Policía detiene a Brenton Harrison Tarrant (28), el hombre que fríamente grabó vía Facebook Live su genocidio.

Las imágenes muestran que el carro de los policías se estrella contra el de Brenton y lo levanta, dejándolo inclinado sobre las dos ruedas izquierdas. La maletera donde guarda su arsenal de armas se encuentra abierta y el asesino aún permanece dentro del auto.

la Policía resguarda los exteriores de la mezquita Masjid al Noor después del tiroteo en Christchurch, el último viernes. | Fuente: AFP | Fotógrafo: TESSA BURROWS

En ese momento los agentes le apuntan y lo obligan a bajar. Uno de estos le asesta un golpe con su arma para que no ponga resisten. En seguida lo enmarrocan de tras de la espalda. 

El último domingo se conoció que la cifra de muertos tras el atentado ascendió a 50. Aún continúan hospitalizadas otras 36 personas, dos de las cuáles se encuentran hospitalizados de gravedad. 

Tras el ataque se arrestó a tres personas más; sin embargo, al Policía de Nueva Zelanda ha descartado que estas tengan participación en el ataque. Por ello, Brenton Tarrant fue el único que compareció ante un tribunal en medio de fuertes medidas de seguridad, vestido con un traje blanco de presidiario y sin mostrar arrepentimiento por su actuar. 

Así fue presentado el atacante, Brenton Harrison Tarrant, ante un tribunal en Nueva Zelanda. | Fuente: EFE | Fotógrafo: Martin Hunter / POOL
¿Qué opinas?