Estados Unidos
Nueva York es la ciudad más afectada por a COVID-19. | Fuente: EFE

El número de muertos por COVID-19 en Estados Unidos pegó un fuerte salto en las últimas 24 horas, con un récord este martes de 2.751, contra 1.400 el lunes, según el conteo permanente que realiza la Universidad Johns Hopkins.

Así, el número de fallecidos se ubicó en 44.845, mientras que los contagios superaron la barrera de los 800.000, con 820.000 casos entre lunes y martes a las 20H30 locales, de acuerdo con el balance.

Sobre la base de los datos oficiales de los distintos países, Estados Unidos es el más afectado, aun cuando el presidente Donald Trump acusa a China de mentir y de registrar más muertos.

El récord precedente de muertos en 24 horas también lo había registrado Estados Unidos con 2.500 el 15 de abril.

En tanto, unos 75.000 estadounidenses se recuperaron. "Veo la luz al final del túnel", reiteró el martes Trump durante su conferencia de prensa diaria sobre la COVID-19.

La situación mejora notoriamente en la ciudad de Nueva York, que registra 14.000 muertos ligados al coronavirus, así como en Chicago, Boston, Nueva Orleans, y en la zona urbana de Detroit, dijo la doctora Deborah Brix, que integra la célula de crisis por el virus de la Casa Blanca.

Agregó que se observaba una mejora en los estados de Rhode Island y de Connecticut, cercanos a Nueva York. Por el contrario, indicó que no se había registrado ninguna mejora en la región de la capital federal.

(AFP)