El accidente se produjo cuando se estaba haciendo un test de un "motor-cohete con ergol líquido", indicó el comunicado del Ministerio de Defensa. | Fuente: EFE/Foto referencial

Dos militares murieron el jueves en una explosión durante un test de armamento en una base de lanzamiento de misiles balísticos en el Extremo Norte de Rusia, anunciaron las autoridades, y aseguraron que no se produjo ninguna contaminación radioactiva.

"Dos especialistas sucumbieron a sus heridas", anunció el ministerio de Defensa en un comunicado citado por las agencias de noticias rusas. "No hay contaminación radiactiva", dijo por su parte a la AFP el portavoz de la región de Arcángel, donde está situada la base militar.

El accidente se produjo cuando se estaba haciendo un test de un "motor-cohete con ergol líquido", indicó el comunicado. Además de los dos muertos hay seis heridos, indicaron las fuentes. Defensa subraya que "no hubo emisiones de sustancias nocivas a la atmósfera" tras el incidente y el fondo de radiación en la zona "está dentro de la norma".

Por su parte, la alcaldía de la ciudad de Severodvinsk, cercana al lugar, indicó que la explosión causó un "leve aumento" de la radioactividad. "Los sensores de Severodvinsk registraron un leve aumento en la radioactividad, pero que luego ha vuelto a su nivel normal", señaló el ayuntamiento en un comunicado. 

El suceso tuvo lugar la base militar de Nionoska, una unidad situada en el poblado de Nionoksa, a 40 kilómetros de Severodvinsk, la principal base naval rusa en el Ártico. Esta base de pruebas de misiles de la flota rusa fue inaugurada en 1954. En ese lugar se hacen tests de misiles balísticos.

Esta semana, el ejército ruso ya sufrió un incendio en un depósito de municiones en la región de Krasnoyarsk en Siberia, que dejó un muerto y al menos ocho heridos.

(Con información de AFP y EFE)

 


Sepa más:
¿Qué opinas?