El papa Francisco llegó a Panamá este miércoles para un encuentro con la juventud católica. | Fuente: AFP

Minutos después de que el papa Francisco arribara a Panamá, en medio de la crisis de Venezuela, un joven que llevaba extendida la bandera venezolana entre las manos eludió el riguroso esquema de seguridad e invadió la vía para acercarse al auto negro que transportaba al pontífice desde el aeropuerto.

El hombre corrió hacia el costado derecho del vehículo, mientras el papa saludaba con la ventanilla abierta. El automóvil zigzagueó unos segundos para esquivarlo antes de seguir su recorrido de 29 kilómetros hacia la Nunciatura, donde Francisco pasará la noche. Unos 9,500 agentes custodiaban el camino.

"Fue un momento de euforia (...), de fe que tuvo él hacia el santo padre. Fue retirado y volvió a su posición", dijo Domingo Espitia, coordinador de las fuerzas de seguridad que actúan durante la visita de Francisco, restándole importancia al incidente.

Unos 200.000 peregrinos de 150 países están en Panamá para la Jornada Mundial de la Juventud que encabezará el pontífice. Sin embargo, entre la multitud que se volcó a saludarlo a su paso en papamóvil, un hombre llamó la atención de la prensa.

El feligrés, que llevaba la camiseta vinotinto de la selección venezolana de fútbol, alzó un cartel en el que se leía "Pray for Venezuela" (Ora por Venezuela). El hombre y su familia aguardaron durante tres horas para este único gesto, según observó un fotógrafo de la AFP que captó el momento.

La crisis migratoria no faltó en las preguntas que la prensa le realizó durante el viaje. "Es el miedo lo que nos vuelve locos", dijo Francisco al responder a otro periodista que calificó de "locura" la promesa del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de construir un muro en la frontera con México.

El papa Francisco llegó a Panamá este miércoles para un encuentro con la juventud católica, en un ambiente especialmente tenso en América por el giro que tomó la crisis en Venezuela.

Mientras el jefe del Vaticano volaba hacia Panamá, el gobierno de Nicolás Maduro rompió relaciones con Estados Unidos tras la decisión de la Casa Blanca de reconocer jefe del Parlamento, el opositor Juan Guaidó, como presidente interino.

(Con información de AFP)